Los coches ya no serán (mucho) más caros… El Gobierno retrasa el WLTP hasta 2021

Subscribirse
Más adelante todo se complicará aun más con la llegada del control de las emisiones en marcha.
Medición de emisiones en marcha.

Los fabricantes de automóviles y los posibles compradores de coches pueden respirar tranquilos. A partir de ahora los coches podrán ser más caros, pero sólo un poco.

El Gobierno de Pedro Sánchez ha ‘retrasado’ la entrada en vigor en España de la nueva normativa (el WLTP) que iba a encarecer el precio de los coches.

Se trata de una moratoria que ha sido aprobada hoy en Consejo de Ministros, según ha adelantado Europa Press. Explicamos aquí todo lo que conlleva…

WLTP… cuál es la novedad

La principal novedad es que el Gobierno de Pedro Sánchez, a petición de los fabricantes de coches, ha aprobado una moratoria a la entrada de vigor del WLTP, un nuevo reglamento por el que se miden y homologan los consumos y las emisiones de los coches.

Cuándo se ha aprobado

La aprobación se ha realizado en el Consejo de Ministros de hoy viernes 31 de agosto de 2018, justo un día antes de que entrara en vigor la normativa. La moratoria fue solicitada por los fabricantes a mediados del mes de agosto y hoy se ha comunicado que se aprobará este retraso. Durante las dos últimas semanas el Ministerio de Industria, Comercio y Turismo, con Reyes Maroto a la cabeza, ha negociado esta moratoria con los fabricantes.

Los coches serán más caros

Sí, los coches serán más caros a partir del 1 de septiembre. Sin embargo, la subida de precio será inferior a la esperada. Si anteriormente se pensaba que el precio de los coches podría subir hasta un 20% con la llegada del WLTP, ahora desde los fabricantes e Industria estiman que el precio de los coches subiría alrededor del 5%.

Qué es una moratoria

Se trata de aplicar un régimen transitorio, un situación temporal en la que no se aplicará ‘al pie de la letra’ la normativa del WLTP sino unos valores correlados, es decir unos porcentajes menos duros y exigentes.

Cuánto durará

Durará dos años, hasta el 31 de diciembre de 2020. A partir del 1 de enero de 2021, el WLTP ya entrará en vigor con toda su fuerza en España. Los fabricantes pidieron que la moratoria fuera de uno o dos años y finalmente el Gobierno ha optado por la situación más ventajosa, los dos años.

Por qué ocurre este retraso

Para dar más tiempo a los fabricantes a lograr mayores avances que permitan reducir los consumos y emisiones de los coches. De haber entrado en vigor la WLTP el 1 de septiembre en España, los coches tendrían un consumo y unas emisiones homologadas más altas y esto repercutiría en un mayor precio de los mismos, ya que muchos de los coches que antes no pagaban impuestos, ahora los pagarían.

Qué normativa se seguía hasta ahora… Qué es el NEDC

Hasta septiembre de 2017, la normativa por la que se calculaban las emisiones y los consumos de un vehículo se denominaba NEDC (Nuevo Ciclo de Conducción Europeo). Esta forma de medir las emisiones y los consumos fue diseñada en la década de los 80. Esta normativa NEDC medía un tiempo de 20 minutos, con una distancia de conducción de 11 kilómetros, dos fases de conducción, una velocidad media de 34 km/h, una velocidad máxima de 120 km/h. Además, se no contabilizaba el equipamiento opcional.

Por qué ya no se utiliza la normativa NEDC

Pues porque esta forma de medir los consumos y las emisiones ha quedado desfasada. Por una parte, los consumos y emisiones NEDC no se asemejaban con el día a día que vivían los conductores europeos. Algunos estudios apuntan, por ejemplo, a que los españoles han perdido cerca de 12.000 millones de euros por estas diferencias de consumo.

Qué es el WLTP

Es la respuesta de la Unión Europa para que los usuarios conozcan de una forma más verídica cuál es el consumo real del coche que quieren adquirir.

Para ello los test que tienen que superar los coches son más exigentes con el WLTP. Ahora, el examen dura 30 minutos, el recorrido es de 23,2 kilómetros, hay cuatro fases de conducción, la media de velocidad es de 46,5 km/h, la velocidad máxima es de 131 km/h y se tendrá en cuenta los diferentes equipamientos de los vehículos. Las siglas de WLTP significan: Worldwide Harmonized Light Vehicle Test Procedure.

Cuándo entra en vigor el WLTP

Inicialmente iba a entrar en vigor en España el 1 de septiembre de 2018. Ahora se ha retrasado al 1 de enero de 2021.

Por qué es mejor el sistema de medición WLTP

Pues porque simula los comportamientos de los conductores de una forma más realista, porque aumenta la velocidad máxima, porque adquiere diferentes situaciones y modos de conducción, porque se provoca en el coche aceleraciones y deceleraciones más fuertes y porque también se hace con temperaturas más realistas.

Cómo se mide el ciclo WLTP? Es también en rodillos Es en conducción en marcha

Aquí hay que diferenciar dos fases. El ciclo WLTP tiene una primera fase de medición hasta el verano de 2019 que será cuándo se apliquen los test en laboratorio. Esta fase de aplicación coincide también con la instauración de la normativa Euro 6c. Sin embargo, a partir de entonces, en el otoño de 2019, al WLTP se suma lo que se conoce como test RDE, que es la medición de las emisiones en conducción real.

Qué es el RDE

Como decíamos antes, las autoridades quieren conocer es saber cuánto emiten los coches en condiciones reales, es decir cuántos gases nocivos y partículas salen del tubo de escape de los vehículos cuando están en movimiento. Y esto no hay otra forma de hacerlo que recogiendo los gases del escape cuando está en conducción real para después analizarlos.

Qué tiene que ver la Euro 6d-Temp

Junto a la forma de medir los consumos y las emisiones (el paso del NEDC al WLTP), también está la normativa anticontaminante. Lo que tradicionalmente se conocía como Euro y que fijaba los límites máximos de emisiones. En este sentido, hasta el año 2018 estaba vigente la normativa Euro 6b. Y a partir de ahora y hasta 2019 estará vigente la normativa Euro 6c. Será después del verano de 2019 cuando entre la normativa Euro 6d-Temp.

Qué límites existen en la Euro 6

La normativa anticontaminante que prevalece todos estos años es la Euro 6, aunque con diferentes variantes. En este sentido desde 2017 tenemos la Euro 6b que dura hasta 2018, que con el sistema de medición NEDC tenía como límite los siguientes parámetros:

Monóxido de carbono (CO): 1.0 gasolina y 0.5 en diésel
Óxidos de nitrógeno (NOx): 0,06 gasolina y 0,08 en diésel
Partículas (PM): 0,005 gasolina y 0,005 en diésel

Estos eran los valores de la Euro 6b. Y ahora entran en vigor los valores de la Euro 6c que se son los mismos pero se recogen de forma diferente. Es decir, antes se recogían con el sistema NECD y ahora con el WLTP. Y dentro de un tiempo llega la Euro 6d-Temp que, además, del WLTP también sumará la recogida de emisiones en conducción real.

Con la llegada de la WLTP subirá el precio de los coches

El impuesto de matriculación está vinculado a las emisiones de dióxido de carbono (CO2). Y con la llegada de la WLTP estas emisiones serán más altas en la mayoría de los vehículos. De ahí que haya muchas versiones que salten de tramo impositivo, porque superen el primer tramo de los 120 gramos de CO2. Por ello, es posible que tengan que pagar un mayor impuesto de matriculación y por tanto sean más caros. No obstante, con la moratoria aplicada, los coches subirán, pero menos de lo esperado.

Se venderán menos coches

También es uno de los escenarios que se barajan. Desde Faconauto, señalan que se podría vender entre un 8% y un 10% menos de coches cuando entrara en vigor la nueva normativa WLTP.

A quién beneficia… Quién ingresa más

A día de hoy esta mayor cantidad de dinero iría a parar directamente a las comunidades autónomas puesto que son las entidades gubernamentales que tienen transferidas estas competencias.

Disculpa, para poder comentar debes iniciar sesión.