Precios de coches nuevos

Tesla Model X 2017

  • Otras ediciones:
  • 2017
Nuevo
8,4/10
Puntuación media según 6 opiniones de expertos
8.4 10 6
Puntúa
este coche
5º de 27 en SUV muy grandes
19º de 27  en Ventas en su categoría
Desde
74.800€
8,4/10
Puntuación media según 6 opiniones de expertos
Puntúa
este coche
5º de 27 en SUV muy grandes
19º de 27  en Ventas en su categoría
Desde
74.800€
Distintivo ambiental (Etiqueta DGT)
Etiqueta Cero de la DGT
Tipo de coche
SUV muy grandes
Tamaño
Superior
Largo/ancho/alto
5,0/2,3/1,7 metros
Maletero
0 l.
Motores
Eléctrico
Cambio
Automático, CVT
Potencia
- 469 CV
CO2
desde 0 g/km

A favor

Genera mucha expectación, diseño, sistema de puertas, autonomía como eléctrico

En contra

Precio muy elevado, pocos puntos de recarga de Tesla, infraestructura muy limitada en España

El Tesla Model X es un todocamino de grandes dimensiones propulsado únicamente por un sistema formado por generadores eléctricos, que está a la venta en España desde principios de 2017. Se trata del segundo modelo de Tesla, la empresa norteamericana de vehículos eléctricos, después del Model S. A mediados de 2018 llegará el tercer modelo que es el Tesla Model 3 y un poco más adelante, en 2019, hará su aparición el Tesla Model Y.

Por la forma de la carrocería y por sus dimensiones (5 metros de largo, 2 metros de ancho y 1,62 metros de alto) lo podemos enmarcar dentro de la categoría de los SUV de gran tamaño. Sería, por tanto, un teórico rival de modelos como el Audi Q7, el BMW X5 o BMW X6, Land Rover Range Rover y Mercedes-Benz GLE, Volvo XC90, entre otros.

Sin embargo, lo que le diferencia al Tesla Model X de sus competidores es que es un modelo completamente eléctrico. Y hasta la fecha, no existe nada similar. Por tanto, estaríamos hablando de que se trata del único SUV eléctrico de grandes dimensiones que existe en el mercado.

A ello hay que añadir que es un coche que sorprende a sus viandantes, ya que la mayoría de ellos, al verlo pasar, piensan que se trata de un protototipo. Esto viene determinado porque Tesla no sólo apuesta por la innovación, sino también por los diseños con ‘tintes futuristas’.

Asimismo, otra característica que diferencia al Model X de sus rivales es su elevado precio, puesto que prácticamente la versión de acceso parte de los 100.000 euros. En este sentido, desde Tesla afirman que ofrecen condiciones flexibles de financiación y que el Model X, a largo plazo, supone en realidad un ahorro puesto que al contar con 1.500 piezas menos que un coche convencional apenas pisa el taller.

Otras dos particularidades que tiene el Tesla Model X es que presenta tracción total y que cuenta con un habitáculo para cinco, seis o siete personas (según quiera el comprador). La versión de seis plazas presenta una configuración de 2+2+2 (tres filas de asientos con dos butacas cada una), mientras que la variante de siete plazas es 2+3+2 (una fila de asientos de dos butacas, otra de tres y una última de dos).

Además, según su fabricante todos estos asientos presentan el mismo tamaño, lo que proporciona gran confort de marcha. Además, también según Tesla, el suelo del vehículo es completamente plano, lo que permite que todos los ocupantes tengan espacio más que suficiente para sus piernas. Esto se debe, en gran medida, a que la batería está situada en el piso del vehículo, entre el eje delantero y el trasero. De esta manera, no sólo la batería está protegida ante posibles impactos, sino que, además, baja el centro de gravedad y refuerza la rigidez esctructural ya que forma parte de la plataforma del vehículo.

Según Tesla, el Model X obtuvo 5 estrellas NHTSA (organismo norteamericano similar a EuroNCAP) y la menor deformación por choque lateral contra un poste, además de la menor propensión al vuelco.

Además, este SUV cuenta con un botón que permite que los asientos de la segunda fila se desplacen longitudinalmente para permitir un mejor acceso a los pasajeros de la tercera fila.

También es curioso el sistema de puertas. Las dos puertas delanteras se abren de forma convencional. Eso sí, la puerta del conductor se abre sola cuando este lleva la llave y se acerca al vehículo. Y, a su vez, esta puerta también se cerrará sola cuando el conductor pise el freno, ya que el coche interpreta que el conductor quiere arrancar el coche y emprender la marcha.

Sin embargo, las puertas traseras, que Tesla llama ‘Falcon Wings’ son completamente diferentes a lo que nos tienen acostumbrados la mayoría de los fabricantes. Se trata de puertas que tienen una apertura vertical y que el punto sobre el que pivotan está en mitad del techo. Y ¿por qué?, te preguntarás. Pues para permitir a los ocupantes del Model X entrar y salir más fácilmente cuando el Tesla está aparcado en lugares estrechos.

En este sentido, si el Model X detecta por alguno de los seis sensores que tiene en las puertas que el existe alguna columna próxima con la que podamos rozar el coche o que el techo está muy bajo, entonces el coche no dejará que las puertas se abran del todo. Además, desde un pequeño mando, el conductor puede abrir y cerrar de forma automática cualquier puerta.

Con todo ello el acceso a la tercera fila es cómodo, gracias al sistema de puertas mencionado. Asimismo, tanto la tercera fila como la segunda fila de asientos puede plegarse para lograr un piso plano y lograr una excelente capacidad. Donde no destaca tanto el Model X, con las tres filas de asientos en posición normal es en el espacio del maletero, que es realmente escaso. Este maletero, cuenta con un piso bajo muy hondo donde se pueden llevar, por ejemplo, los cargadores de la batería.

Del Model X también nos llama la atención su diseño. Entre otras cosas porque es una mezcla de SUV, aunque también tiene algunos rasgos de monovolumen. Buena culpa de ello lo tiene la línea fluida de su carrocería que presenta una forma parecida a la de un solo volumen y que ofrece, además, un CX de 0,24 (lo que resulta una cifra muy interesante).

Como dijimos anteriormente, el modelo X es un coche propulsado únicamente por motores eléctricos. Y más en concreto está propulsado por dos generadores, uno en cada uno de los ejes. El generador eléctrico de delante del habitáculo mueve las ruedas delanteras, mientras que el generador eléctrico de la zona trasera mueve las ruedas del segundo eje.

Eso sí, este Model X tiene varias versiones que dependen principalmente de la potencia de la batería. Están, por tanto, el Tesla Model X 75D, 90D, 100D y P100D. En este caso nosotros hemos probado el P100D, donde P100 se refiere a que es la versión más prestacional (Perfomance), 100 son los kWh de la batería y D quiere decir que es Dual Drive, es decir que tiene dos motores.

En abril de 2019 se actualiza la versión ‘Gran autonomía’ que con una batería de 100 kWh ofrece hasta 505 kilómetros de autonomía según el ciclo de homologación WLTP. La batería no cambia, lo hace la unidad de potencia, que recibe mejoras en lo que a lubricación y refrigeración se refiere, con esto se incrementa también la entrega de potencia y par motor.

Esta versión del Model X tenía además siete plazas y 542 kilómetros de autonomía (estimada). No pudimos ver cuál fue la autonomía real, puesto que la prueba sólo duró un par de horas.

En este sentido, nos sorprendió cómo el Model X rodaba con suavidad, ofrecía una buena estabilidad y su interior estaba protagonizado por materiales de primera calidad, similares a los de las berlinas de lujo. En este sentido, y como curiosidad, según el presidente de Tesla –Elon Musk- este coche está preparado ante un ataque químico o biológico. Entre otras cosas porque cuenta con un filtro de aire, hasta 10 veces más grande que en otro vehículo, lo que permite que el habitáculo del Model X tenga una excelente calidad del aire.

Una vez en marcha, nos ha sorprendido enormemente la pantalla de 17 pulgadas desde  la que se puede controlar todo y es intuitiva. Además, el software está actualizándose continuamente para mostrar la red de puntos de carga, entre otras modificaciones.

Lo que nos ha dejado con la boca abierta es la rapidez a la hora de acelerar en Ludicrous+, un modo de conducción deportiva. Al acelerar con decisión, nuestro móvil salió despedido por el habitáculo. Esto quiere decir que hay que tener cuidado al realizar esta maniobra, principalmente recomendable en autopista y con una gran separación con el vehículo que nos precede. También nos llama la atención su parabrisas, que es muy grande. Tesla ha tenido que colocar una tira que impide pasar la luz del sol para así no molestar en la conducción.

El Autopilot, compuesto por ocho cámaras, visión de 360 grados y 12 sensores, funciona. Eso sí, la sensación es de inseguridad, aunque esto probablemente se deba a que es la primera vez que probamos un sistema similar. En este sentido, nos ha gustado mucho la función en la que el coche cambia de carril por sí solo cuando el conductor selecciona el intermitente y el tráfico lo permite.

Por último con la app Summon podemos hacer que el coche accione el claxon para recordar dónde estaba aparcado y también permite arrancar el vehículo y moverlo para adelante o detrás si hay poco espacio para entrar en él.

Por Santiago Araque

A favor

Genera mucha expectación, diseño, sistema de puertas, autonomía como eléctrico

En contra

Precio muy elevado, pocos puntos de recarga de Tesla, infraestructura muy limitada en España

Opinión de medios expertos

8,4

/10
Cocheando analiza diariamente lo que se publica acerca de este coche en revistas, diarios y webs para recoger aquí las principales conclusiones. La puntuación final es la nota media de las publicaciones analizadas.
Actualidad Motor
Alta Gama
Cocheando
Autonoción
Motorpasión
Diariomotor

Actualidad Motor

por Diego Ávila -

El Tesla Model X 100D destaca por la entrega de energía y prestaciones, por la versatilidad del interior y el espacio de carga y por las ayudas a la conducción del sistema Autopilot. Debe mejorar, por el contrario, las infraestructuras y facilidades para su recarga, la ausencia de sensor de presencia en ángulo muerto y su precio elevado que en la unidad probaba rondaba los 140.000 euros. (Versión probada: Model X 100D).

Ver en Actualidad Motor

Alta Gama

Exclusivo, rápido y adelantado a su tiempo, el Model X es perfecto para los amantes de la tecnología y el diseño. Pena también que solo para aquellos que puedan permitirse desembolsar los más de 100.000 euros que cuesta. Destaca especialmente por la capacidad de aceleración, la autonomía y el volumen del maletero. Debe mejorar, en cambio, el tiempo de recarga elevado, los detalles de acabado y el peso muy elevado. (Versión probada: Model X 100D).

Más información

Cocheando

por Cocheando -

Tesla ha realizado una campaña de marketing increíble. Sin apenas coches en España y con unos precios muy elevados, la firma norteamericana ha generado una expectación nunca vista antes. Tras el Model S, ahora llega el Model X. Se trata de un SUV o todocamino de gigantescas dimensiones, con capacidad para siete plazas y unas puertas traseras que simulan unas alas, que se caracteriza, además, por el sistema de propulsión de motores eléctricos. A ello hay que añadir una autonomía que ya es considerable, un sistema de conducción autónoma y la posibilidad de actualizar el software del vehículo de forma inalámbrica. En definitiva, el futuro ya está aquí, ahora sólo falta esperar a ver cómo reacciona el público.

Autonoción

Destaca por su diseño tecnológico y atractivo, por su interior minimalista con la pantalla de 17 pulgadas, que es un pasada; por la calidad de rodadura, la ausencia de rumorosidad y la calidad de los materiales. A mejorar su precio de partida, que es elevado; la ausencia de descuentos, que las funciones de la pantalla te obligan a desviar la vista y que el espacio de las plazas traseras es algo justo para tres adultos. (Versión probada: Model X 100D).

Ver más

Motorpasión

por Héctor Ares -

Tesla ha llegado al mundo del automóvil con intención de cambiar las reglas del juego. Sin duda, el Tesla Model X P100D es el fiel reflejo de lo que son capaces de hacer. Un SUV eléctrico con capacidad para hasta 7 pasajeros, tecnología de vanguardia como el Autopilot con un desarrollo algo más afinado que el de los fabricantes tradicionales y unas prestaciones de auténtico infarto. Eso sí, tiene en contra el precio alto, la red de carga aún escasa, la calidad de los acabados y las opciones caras.

Ver en Motorpasión

Diariomotor

Como tal, el Tesla Model X no tiene ningún rival en el mercado, aunque su objetivo es el de rivalizar con la oferta de vehículos todocamino de enfoque premium. La característica más peculiar del Tesla Model X la tenemos en sus autodenominadas “alas de halcón”. Esencialmente se tratan de puertas de apertura vertical, similares a las famosas “alas de gaviota” popularizadas por Mercedes-Benz.

Más información

Opiniones de usuarios

No tengo este coche aunque no me importaría, he visto en algún sitio que es la última adquisición de Fernando Torres, jugador del Atlético de Madrid para su flota de coches, creo que es buena elección para viajar en familia (hasta 7 plazas) con un toque de exclusividad.