Subaru XV 2018

Nuevo
7,6/10
Puntuación media según 22 opiniones de expertos
7.6 10 22
Puntúa
este coche
10º de 31 en SUV medianos
24º de 31  en Ventas en su categoría
Desde
20.400€
7,6/10
Puntuación media según 22 opiniones de expertos
Puntúa
este coche
10º de 31 en SUV medianos
24º de 31  en Ventas en su categoría
Desde
20.400€
Tipo de coche
SUV medianos
Tamaño
Mediano
Largo/ancho/alto
4,5/1,8/1,6 metros
Maletero
0 l.
Motores
Gasolina
Cambio
Manual, Automático
Potencia
114 - 156 CV
CO2
desde 145 g/km
Seguridad

Desde finales de 2017 Subaru tiene a la venta el nuevo Subaru XV 2017. Se trata de una nueva generación, un modelo completamente nuevo que viene a sustituir al primer Subaru XV lanzado en 2012 y actualizado ligeramente en 2016.

Aunque el diseño de este nuevo Subaru XV 2017 es, en parte, continuista, en realidad el modelo cambia por completo. Para empezar porque recibe una nueva plataforma modular que también se utilizará en otros modelos de la marca japonesa. Pero también porque incorpora motores que han sido revisados y actualizados de forma profunda, además de un equipamiento más abundante en seguridad.

Para Subaru, la llegada del XV es muy importante. En primer lugar porque es el primer lanzamiento de un modelo nuevo en los últimos seis años. Pero también porque se trata del modelo más vendido de la marca.

Desde que fuera introducido en el mercado en 2012 y hasta 2017, Subaru ha comercializado un total de 700.000 unidades del XV. Por mercados, la mayor parte de estas unidades han ido con destino a Estados Unidos (360.000), después Japón (90.000) y en tercera posición Europa (90.000). España, por su parte, ha comercializado en estos años un total de 4.000 Subaru XV entre 2012 y 2017.

Siguiendo con las novedades, y tal como decíamos anteriormente, este XV recibe una plataforma completamente nueva. Se trata de una estructura modular -similar a lo que ha hecho el grupo Volkswagen con la plataforma MQB- que será utilizada para diferentes modelos.

Por ejemplo, ya la incorpora el nuevo el nuevo Impreza que -en principio- no llega a España y también se ha incluido en el Subaru Ascent, un SUV de mayor tamaño que tampoco se comercializará en nuestro país.

La incorporación de esta plataforma es muy importante para Subaru. Y no sólo por las sinergias sino porque ofrece un mejor comportamiento del vehículo y mayores dosis de seguridad. Esto se debe a la utilización de acero de alta resistencia que ha pasado del 45% de la carrocería al 55%, lo que ha desembocado, a su vez, en una mayor rigidez torsional -se ha incrementado en un 70%- y también un mayor rigidez lateral.

Junto a la nueva plataforma también han sido modificadas las supensiones -que también han aumentado un 70% la rigidez delantera y un 100% la rigidez trasera- y se han cambiado los refuerzos de unión entre la suspensión y el chasis. Todo ello se traduce en una mejor calidad de rodadura y en menor número de vibraciones. Además, el balanceo de la carrocería ahora es un 50% inferior.

Tamaño medio

Continuando con las medidas, tenemos que decir que no cambian mucho respecto al anterior XV. Este nuevo modelo ahora mide 4,46 metros de largo, 1,80 metros de ancho y 1,59 metros de alto. Su distancia entre ejes es de 2,66 metros. De todas estas medidas, la que más ha variado es la batalla y sólo lo ha hecho en 3 centímetros. Por tanto, no estamos hablando de cambio excesivamente significativos.

Con estas dimensiones, el Subaru XV compite en la categoría de los SUV de tamaño medio. Un segmento protagonizado por el Nissan Qashqai, Hyundai Tucson, Seat Ateca, Kia Sportage, Volkswagen Tiguan, Peugeot 3008, Renault Kadjar, Dacia Duster, Ford Kuga, Toyota C-HR, Mazda CX-5 y Kia Niro, entre otros.

Frente a una gran parte de estos modelos, podemos señalar que el XV es un modelo ligeramente más estrecho y algo más bajo. Por ejemplo, un Volkswagen Tiguan, que es de los mayores de la categoría, es 3 centímetros más ancho y 4 centímetros más alto que un XV.

Una vez dentro y con la cinta métrica en la mano, comprobamos que la anchura delantera del XV es de 143 centímetros, mientras que la altura entre los asientos y el techo es de 101 centímetros. Estas medidas son bastante buenas dentro de la categoría. Si bien, es cierto que el XV es un poco más estrecho que algunos rivales (un Tiguan, por ejemplo, y un Seat Ateca ofrecen 144 centímetros centímetros de anchura -3 centímetros más-). Sin embargo, los 101 centímetros libres de altura en las plazas delanteras del XV son de los mejores de la categoría.

Detrás, el XV ofrece una anchura de 137 centímetros y una altura libre al techo de 92 centímetros. Y aquí es donde el XV sí es algo más pequeño que sus rivales. Entre otras cosas porque es 3-4 centímetros más estrecho que sus competidores y, además, también ofrece menos altura libre. Por ejemplo, un Seat Ateca ofrece 96 centímetros en las plazas traseras.

No obstante, una vez sentados dentro del coche, comprobamos que es un SUV o crossover cómodo para cuatro adultos. Estos irán confortables y con suficiente espacio en las cuatro plazas. Una quinta plaza ya sería sólo destinada a momentos ocasionales debido al túnel de tranmisión.

A todo ello hay que sumar un maletero con una capacidad de carga de 385 litros. Esta cifra es prácticamente idéntica a la que ofrecía el Subaru XV de primera generación (380 litros). Si bien, con los asientos plegados aumenta hasta 835 litros, se trata de una capacidad de carga pequeña. Tan sólo el Toyota C-HR ofrece un maletero aún más pequeño (377 litros). El resto de competidores superan al XV en capacidad de carga. Aquí publicamos las capacidades de maletero de los diferentes rivales: Honda CRV (589 litros), Volkswagen Tiguan (520 litros), Peugeot 3008 (520 litros), Hyundai Tucson (513 litros), Seat Ateca (510 litros), Kia Sportage (503 litros), Mazda CX-5 (477 litros), Renault Kadjar (472 litros), Ford Kuga (456 litros), Dacia Duster (443 litros), Nissan Qashqai (430 litros) y Kia Niro (421 litros).

Motores y cambio

Respecto a la gama de motores, aquí Subaru nos ha sorprendido a muchos. Entre otras cosas porque la firma japonesa ha señalado que abandona el diésel. Si bien es cierto que hasta el verano de 2018 seguirá vendiendo versiones de gasóleo -con el XV antiguo- este nuevo XV ya no podrá incorporar mecánicas diésel. De esta manera, Subaru se suma a la tendencia del mercado, que cada vez apuesta más por los propulsores de gasolina.

De ahí que la gama de Subaru siga confiando en sus motores de gasolina de configuración boxer, con cilindros opuestos. Comenzando por el propulsor 2.0 se trata de una mecánica que incorpora el 80% de los componentes nuevos. Es 12 kilos más ligero y su respuesta ha sido mejorada, además de ofrecer menos vibraciones y menos sonoridad. Tiene 1.995 centímetros cúbicos, rinde una potencia máxima de 156 CV y ofrece un consumo medio oficial de 6,9 litros con unas emisiones de 155 gramos de CO2.

El siguiente propulsor que incorpora el XV y que también ha sido renovado es el 1.6 de 114 CV. Este motor también ofrece un 80% de nuevos componentes para mejorar la respuesta y reducir las vibraciones. Su consumo medio oficial es de 6,4 litros y presenta unas emisiones de 145 gramos de CO2.

Ambos motores están asociados a una caja de cambios automática -de tipo CVT o variador continuo– que Subaru denomina Lineartronic. Esta caja, que también ha sido rediseñada para ser más ligera, ofrece seis relaciones prefijadas para el motor 1.6 y 7 para el 2.0.

Capacidad off-road

Es el apartado más sobresaliente del XV. Durante su presentación a la prensa, las condiciones que tuvo que soportar el XV fueron duras y de todas ellas salió completamente airoso. Pendientes laterales, bajadas muy prolongadas, subidas en terreno resbaladizo… Todo fue superado. No obstante, lo que más nos llamó la atención fue su capacidad de tracción en terrenos resbaladizos, como nieve o barro. Esto se debe a la tracción 4×4 de serie, al sistema X-Mode, también de serie; a los controles de tracción, etc.

Comenzando por la tracción 4×4 -conviene recordar en este sentido que Subaru introdujo este tipo de tracción 4×4 en 1972-, en condiciones normales este XV envía el 60% al eje delantero y el 40% al eje trasero. Sin embargo, puede repartir el 50% a cada uno de los ejes en caso de pérdida de tracción. Este sistema de tracción 4×4, para todo aquel que no busque recorrer terrenos resbaladizos es un plus de seguridad; y para el resto que sí busca incursiones fuera del asfalto le permite pasar airoso por zonas muy resbaladizas: principalmente barro y nieve. Además, otra de las virtudes de este modelo es su elevada altura libre al suelo. Con 22 centímetros el XV supera a muchos rivales de la competencia ofreciendo así más posibilidades off-road.

En relación al resto de ángulos, el XV ofrece un ángulo de ataque de 18 grados, un ángulo ventral, como mínimo de 21,6º para las llantas de 17 pulgadas, y un ángulo de salida de 29 grados.

Seguridad

Es otro de los grandes avances de este nuevo Subaru XV. Además, de la tracción 4×4 y el sistema X-Mode de serie también incorpora: el sistema EyeSight. ¿Y qué es el EyeSight?, te preguntarás. Pues es un conjunto de dispositivos que evitan tener un accidente. Hablamos, por ejemplo, de la frenada pre-colisión, de la adverencia de un posible alcance, del control de crucero adaptativo (frena y acelera solo el vehículo) y el aviso de cambio de carril con función de corrección del volante.

Estamos hablando, por tanto, de un modelo con un gran elevado equipamiento en seguridad. Y es que al EyeSight hay que sumar también otros elementos como los siete airbags de rodilla, el control de tracción y de estabilidad, sensor de lluvia y luces… Hasta aquí en equipamiento en seguridad. Pero también sobresale el equipamiento en confort con elementos como el sistema de audio con cuatro altavoces, USB y Bluetooth, Android Auto y Car Play, asientos calefactables y climatizador. Todos estos elementos son de serie en el acabado Sport.

El siguiente acabado (Sport +) suma además llantas de 18 pulgadas y levas (en el motor 2.0), luces led diurnas, cliamtizador dual, cáamra de visión trasera, volante y pomo de cuero, pedales de aluminio y pantalla de ocho pulgadas.

El siguiente acabado (Sport Plus +) suma el aviso de ángulo muerto, el aviso de tráfico trasero, la llave de acceso inteligente y el botón de arranque.

Por último, el acabado Executive + añade asientos de cuero, techo solar y asientos del conductor eléctrico, entre otros elementos.

A favor

Destaca por la tracción 4x4, por su equipamiento en confort y seguridad y por el precio, que es muy competitivo.

En contra

No incorpora mecánicas diésel, el cambio se revoluciona demasiado cuando aceleramos con firmeza.

Tipo de coche
SUV medianos
Tamaño
Mediano
Largo/ancho/alto
4,5/1,8/1,6 metros
Motores
Gasolina
Cambio
Manual, Automático
Potencia
114 - 156 CV
CO2
desde 145 g/km
Seguridad

A favor

Destaca por la tracción 4x4, por su equipamiento en confort y seguridad y por el precio, que es muy competitivo.

En contra

No incorpora mecánicas diésel, el cambio se revoluciona demasiado cuando aceleramos con firmeza.

Desde finales de 2017 Subaru tiene a la venta el nuevo Subaru XV 2017. Se trata de una nueva generación, un modelo completamente nuevo que viene a sustituir al primer Subaru XV lanzado en 2012 y actualizado ligeramente en 2016.

Aunque el diseño de este nuevo Subaru XV 2017 es, en parte, continuista, en realidad el modelo cambia por completo. Para empezar porque recibe una nueva plataforma modular que también se utilizará en otros modelos de la marca japonesa. Pero también porque incorpora motores que han sido revisados y actualizados de forma profunda, además de un equipamiento más abundante en seguridad.

Para Subaru, la llegada del XV es muy importante. En primer lugar porque es el primer lanzamiento de un modelo nuevo en los últimos seis años. Pero también porque se trata del modelo más vendido de la marca.

Desde que fuera introducido en el mercado en 2012 y hasta 2017, Subaru ha comercializado un total de 700.000 unidades del XV. Por mercados, la mayor parte de estas unidades han ido con destino a Estados Unidos (360.000), después Japón (90.000) y en tercera posición Europa (90.000). España, por su parte, ha comercializado en estos años un total de 4.000 Subaru XV entre 2012 y 2017.

Siguiendo con las novedades, y tal como decíamos anteriormente, este XV recibe una plataforma completamente nueva. Se trata de una estructura modular -similar a lo que ha hecho el grupo Volkswagen con la plataforma MQB- que será utilizada para diferentes modelos.

Por ejemplo, ya la incorpora el nuevo el nuevo Impreza que -en principio- no llega a España y también se ha incluido en el Subaru Ascent, un SUV de mayor tamaño que tampoco se comercializará en nuestro país.

La incorporación de esta plataforma es muy importante para Subaru. Y no sólo por las sinergias sino porque ofrece un mejor comportamiento del vehículo y mayores dosis de seguridad. Esto se debe a la utilización de acero de alta resistencia que ha pasado del 45% de la carrocería al 55%, lo que ha desembocado, a su vez, en una mayor rigidez torsional -se ha incrementado en un 70%- y también un mayor rigidez lateral.

Junto a la nueva plataforma también han sido modificadas las supensiones -que también han aumentado un 70% la rigidez delantera y un 100% la rigidez trasera- y se han cambiado los refuerzos de unión entre la suspensión y el chasis. Todo ello se traduce en una mejor calidad de rodadura y en menor número de vibraciones. Además, el balanceo de la carrocería ahora es un 50% inferior.

Tamaño medio

Continuando con las medidas, tenemos que decir que no cambian mucho respecto al anterior XV. Este nuevo modelo ahora mide 4,46 metros de largo, 1,80 metros de ancho y 1,59 metros de alto. Su distancia entre ejes es de 2,66 metros. De todas estas medidas, la que más ha variado es la batalla y sólo lo ha hecho en 3 centímetros. Por tanto, no estamos hablando de cambio excesivamente significativos.

Con estas dimensiones, el Subaru XV compite en la categoría de los SUV de tamaño medio. Un segmento protagonizado por el Nissan Qashqai, Hyundai Tucson, Seat Ateca, Kia Sportage, Volkswagen Tiguan, Peugeot 3008, Renault Kadjar, Dacia Duster, Ford Kuga, Toyota C-HR, Mazda CX-5 y Kia Niro, entre otros.

Frente a una gran parte de estos modelos, podemos señalar que el XV es un modelo ligeramente más estrecho y algo más bajo. Por ejemplo, un Volkswagen Tiguan, que es de los mayores de la categoría, es 3 centímetros más ancho y 4 centímetros más alto que un XV.

Una vez dentro y con la cinta métrica en la mano, comprobamos que la anchura delantera del XV es de 143 centímetros, mientras que la altura entre los asientos y el techo es de 101 centímetros. Estas medidas son bastante buenas dentro de la categoría. Si bien, es cierto que el XV es un poco más estrecho que algunos rivales (un Tiguan, por ejemplo, y un Seat Ateca ofrecen 144 centímetros centímetros de anchura -3 centímetros más-). Sin embargo, los 101 centímetros libres de altura en las plazas delanteras del XV son de los mejores de la categoría.

Detrás, el XV ofrece una anchura de 137 centímetros y una altura libre al techo de 92 centímetros. Y aquí es donde el XV sí es algo más pequeño que sus rivales. Entre otras cosas porque es 3-4 centímetros más estrecho que sus competidores y, además, también ofrece menos altura libre. Por ejemplo, un Seat Ateca ofrece 96 centímetros en las plazas traseras.

No obstante, una vez sentados dentro del coche, comprobamos que es un SUV o crossover cómodo para cuatro adultos. Estos irán confortables y con suficiente espacio en las cuatro plazas. Una quinta plaza ya sería sólo destinada a momentos ocasionales debido al túnel de tranmisión.

A todo ello hay que sumar un maletero con una capacidad de carga de 385 litros. Esta cifra es prácticamente idéntica a la que ofrecía el Subaru XV de primera generación (380 litros). Si bien, con los asientos plegados aumenta hasta 835 litros, se trata de una capacidad de carga pequeña. Tan sólo el Toyota C-HR ofrece un maletero aún más pequeño (377 litros). El resto de competidores superan al XV en capacidad de carga. Aquí publicamos las capacidades de maletero de los diferentes rivales: Honda CRV (589 litros), Volkswagen Tiguan (520 litros), Peugeot 3008 (520 litros), Hyundai Tucson (513 litros), Seat Ateca (510 litros), Kia Sportage (503 litros), Mazda CX-5 (477 litros), Renault Kadjar (472 litros), Ford Kuga (456 litros), Dacia Duster (443 litros), Nissan Qashqai (430 litros) y Kia Niro (421 litros).

Motores y cambio

Respecto a la gama de motores, aquí Subaru nos ha sorprendido a muchos. Entre otras cosas porque la firma japonesa ha señalado que abandona el diésel. Si bien es cierto que hasta el verano de 2018 seguirá vendiendo versiones de gasóleo -con el XV antiguo- este nuevo XV ya no podrá incorporar mecánicas diésel. De esta manera, Subaru se suma a la tendencia del mercado, que cada vez apuesta más por los propulsores de gasolina.

De ahí que la gama de Subaru siga confiando en sus motores de gasolina de configuración boxer, con cilindros opuestos. Comenzando por el propulsor 2.0 se trata de una mecánica que incorpora el 80% de los componentes nuevos. Es 12 kilos más ligero y su respuesta ha sido mejorada, además de ofrecer menos vibraciones y menos sonoridad. Tiene 1.995 centímetros cúbicos, rinde una potencia máxima de 156 CV y ofrece un consumo medio oficial de 6,9 litros con unas emisiones de 155 gramos de CO2.

El siguiente propulsor que incorpora el XV y que también ha sido renovado es el 1.6 de 114 CV. Este motor también ofrece un 80% de nuevos componentes para mejorar la respuesta y reducir las vibraciones. Su consumo medio oficial es de 6,4 litros y presenta unas emisiones de 145 gramos de CO2.

Ambos motores están asociados a una caja de cambios automática -de tipo CVT o variador continuo– que Subaru denomina Lineartronic. Esta caja, que también ha sido rediseñada para ser más ligera, ofrece seis relaciones prefijadas para el motor 1.6 y 7 para el 2.0.

Capacidad off-road

Es el apartado más sobresaliente del XV. Durante su presentación a la prensa, las condiciones que tuvo que soportar el XV fueron duras y de todas ellas salió completamente airoso. Pendientes laterales, bajadas muy prolongadas, subidas en terreno resbaladizo… Todo fue superado. No obstante, lo que más nos llamó la atención fue su capacidad de tracción en terrenos resbaladizos, como nieve o barro. Esto se debe a la tracción 4×4 de serie, al sistema X-Mode, también de serie; a los controles de tracción, etc.

Comenzando por la tracción 4×4 -conviene recordar en este sentido que Subaru introdujo este tipo de tracción 4×4 en 1972-, en condiciones normales este XV envía el 60% al eje delantero y el 40% al eje trasero. Sin embargo, puede repartir el 50% a cada uno de los ejes en caso de pérdida de tracción. Este sistema de tracción 4×4, para todo aquel que no busque recorrer terrenos resbaladizos es un plus de seguridad; y para el resto que sí busca incursiones fuera del asfalto le permite pasar airoso por zonas muy resbaladizas: principalmente barro y nieve. Además, otra de las virtudes de este modelo es su elevada altura libre al suelo. Con 22 centímetros el XV supera a muchos rivales de la competencia ofreciendo así más posibilidades off-road.

En relación al resto de ángulos, el XV ofrece un ángulo de ataque de 18 grados, un ángulo ventral, como mínimo de 21,6º para las llantas de 17 pulgadas, y un ángulo de salida de 29 grados.

Seguridad

Es otro de los grandes avances de este nuevo Subaru XV. Además, de la tracción 4×4 y el sistema X-Mode de serie también incorpora: el sistema EyeSight. ¿Y qué es el EyeSight?, te preguntarás. Pues es un conjunto de dispositivos que evitan tener un accidente. Hablamos, por ejemplo, de la frenada pre-colisión, de la adverencia de un posible alcance, del control de crucero adaptativo (frena y acelera solo el vehículo) y el aviso de cambio de carril con función de corrección del volante.

Estamos hablando, por tanto, de un modelo con un gran elevado equipamiento en seguridad. Y es que al EyeSight hay que sumar también otros elementos como los siete airbags de rodilla, el control de tracción y de estabilidad, sensor de lluvia y luces… Hasta aquí en equipamiento en seguridad. Pero también sobresale el equipamiento en confort con elementos como el sistema de audio con cuatro altavoces, USB y Bluetooth, Android Auto y Car Play, asientos calefactables y climatizador. Todos estos elementos son de serie en el acabado Sport.

El siguiente acabado (Sport +) suma además llantas de 18 pulgadas y levas (en el motor 2.0), luces led diurnas, cliamtizador dual, cáamra de visión trasera, volante y pomo de cuero, pedales de aluminio y pantalla de ocho pulgadas.

El siguiente acabado (Sport Plus +) suma el aviso de ángulo muerto, el aviso de tráfico trasero, la llave de acceso inteligente y el botón de arranque.

Por último, el acabado Executive + añade asientos de cuero, techo solar y asientos del conductor eléctrico, entre otros elementos.

Opinión de medios expertos

7.6

/10
Cocheando analiza diariamente lo que se publica acerca de este coche en revistas, diarios y webs para recoger aquí las principales conclusiones. La puntuación final es la nota media de las publicaciones analizadas.
Periodismo del Motor
Motor.es
Fórmula Todoterreno
Coches.net
Actualidad Motor
Coches
Top Gear
Autobild
Grupo Joly
Cocheando
Coches.com
Coche Actual
Autopista
Alta Gama
Revista del Motor
Diariomotor
Automóvil
Autofácil

Periodismo del Motor

Tras la prueba puedo asegurar que la segunda generación da un gran salto de calidad para situarse como la referencia de su segmento. Destaca por su sobresaliente comportamiento en carretera y, sobre todo, fuera de ella; un entorno en el que el SUV japonés no tiene rivales. (Versión probada: 2.0 Executive Plus)

Ver más

Cocheando

Es un coche muy a tener en cuenta si lo que se necesita es un todocamino de tamaño medio con una buena capacidad 'off-road' para realizar incursiones por nieve o pistas embarradas. Destaca por su sistema de tracción 4x4, el control de tracción y sus 22 centímetros de altura libre, aspectos que le permite salir airoso de situaciones complicadas. Además, su equipamiento es muy completo -tanto en confort como en seguridad- y su precio muy competitivo. ¿Aspectos a mejorar? No incorpora motores diésel y el cambio -de tipo CVT- revoluciona demasiado el motor en aceleraciones, lo que merma el confort de marcha. En definitiva... ¡un coche recomendable!

Motor.es

Destaca por su evolución dinámica, sus eternas cualidades como 4x4 y por su excelente relación precio/producto. Es un mucho mejor coche que su antepasado, en todos los sentidos. Por el contrario, sigue sin gustarme el cambio Lineartronic, perezoso y con poca chicha, y tampoco me convence la falta de versiones diésel. (Versión probada: XV 2.0 156 CV).

Ver en Motor.es

Coche Actual

Como todo Subaru, el renovado XV es un coche muy exclusivo y específico para condiciones concretas, donde puede ser el mejor si de verdad buscas primeramente aptitudes dinámicas de SUV. (Versión probada: 1.6i 84 kW / 114 CV)

Coche Actual 29/12/2017

Autobild

Destaca por su tracción integral, por el motor bóxer y la facilidad de conducción. Debe mejorar en el cambio Lineatronic, en el consumo, que es elevado y en el maletero pequeño.

Ver en Autobild

Top Gear

Es interesante por la seguridad que incorpora. Y también por el sistema X-Mode y el reparto activo de par. El resultado es una tracción sin igual en todo tipo de adherencia. Además, su precio es de lo más atractivo. Te va a gustar. (Versión probada: 1.6 115 CV Advance)

Ver en Top Gear

Fórmula Todoterreno

Tracción total permanente, un bastidor rígido, suspensiones de largo recorrido bien puestas a punto, acabados decentes y precio competitivo son buenos argumentos a favor de este XV. (Versión probada: 2.0i Lineartronic)

Ver más

Actualidad Motor

Su versatilidad para todo tipo de terrenos está por encima de la competencia. Destaca por la tracción 4x4, la suspensión y el equipamiento. A cambio cuanta con menos espacio en el maletero. Le penaliza el no disponer de un diésel y sólo se pueden elegir con cambio automático. También debe mejorar en consumos y algunos materiales del interior. (Versión probada: 2.0 Executive Plus 156 CV)

Ver más

Coches.net

Destaca por su comportamiento en carretera, por las buenas calidades off-road, por la buena relación entre calidad y precio y por el equipamiento. A cambio debe mejorar que no puede incluir navegador ni en opción, que el cambio CVT es todavía lento, que el maletero es pequeño y que no está disponible con cambio manual. (Versión probada: 2.0 156 CV CVT)

Ver más

Coches

Su tracción total permanente le permite afrontar aventuras de dificultad considerable. Su motor es bueno, pero algo ruidoso al ir asociado al cambio Lineartronic de variador continuo, en ciudad funciona bien, pero en carretera ofrece una respuesta algo insípida. (Versión probada: 2.0I Lineartronic Sport Plus)

Ver más

Grupo Joly

Es recomendable para aquellos que busquen un SUV con el que subir a la nieve o realizar incursiones por pistas. Destaca la tracción total, el amplio equipamiento y la relación entre calidad y precio. A mejorar el cambio automático, la ausencia de motores diésel y de elementos como el navegador .El maletero que tiene una capacidad reducida. (Versión probada: 2.0i CVT MY 2018 Executive Plus)

Ver más

Coches.com

Destaca por su comportamiento refinado y mejorado, por sus capacidades off-road y por su relación entre calidad y precio. A mejorar el maletero, que está por debajo de la media, la gama mecánica escasa y el cambio lineartronic como única opción. (Versión probada: 2.0i Lineartronic)

Ver más

Autopista

En asfalto tiene un tacto más de berlina pero en campo posiblemente sea el SUV más capaz del segmento. Ambos motores –el 1.6 y el 2.0- se sienten muy agradables y resolutivos, aunque no se aprecian que sean prestacionales. El cambio Lineartronic es muchísimo mejor de lo que puedes esperar de un CVT. Es un coche técnicamente muy exclusivo y específico para condiciones muy concretas, donde puede ser el mejor si de verdad buscas aptitudes dinámicas de SUV. (Versión probada: 2.0i 156 CV AWD Lineartronic).

Más información

Autopista

Es más un crossover que un SUV, lo que marca su excelente comportamiento en carretera. Y ofrece, además, unas sorprendentes aptitudes todoterreno. A mejorar la menor flexibilidad de su habitáculo frente a la de sus rivales. También el maletero con 370 litros y formas irregulares no es propio de este tipo de carrocerías. (Versión probada: 2.0i Sport Plus Auto)

Ver más

Coche Actual

Este modelo supone un gran salto hacia delante respecto a la anterior generación. Su respuesta, pero sobretodo sus capacidades fuera de la carretera son sus mejores cartas para posicionarse en el segmento. El cambio CVT es inferior a uno de doble embrague. (Versión probada: 2.0i 156CV Sport Plus Auto)

Ver más

Cocheando

Si buscas un SUV de tamaño medio con tracción 4×4, mecánicas de gasolina y un precio ajustado… ¡No busques más! El Subaru XV es de lo mejor que existe en la actualidad con estas condiciones. Eso sí, tienes que tener en cuenta que su capacidad de carga reducida, que no tenga mecánicas diésel y la ausencia de otros elementos como el navegador. (Versión probada: 2.0i 156 CV Executive Plus)

Ver más

Alta Gama

Es de los pocos SUV que verdaderamente tiene un buen comportamiento fuera de carretera, esto es así gracias a su eficaz sistema de tracción total. Podría mejorar su consumo que es algo elevado, y el motor un poco ruidoso en carretera. (Versión probada: 2.0i lineartronic sport plus).

Ver más en Altagama

Coche Actual

Atractivo, práctico, suave, bien equipado y con personalidad, aunque limitado en su dinamismo por un cambio automático que requiero tiempo de adaptación y un motor atmosférico sin gran empuje a bajo régimen. (Versión probada: 1.6iS 114 CV Sport Plus Auto)

Ver más

Revista del Motor

Destaca por su comportamiento, por el equipamiento mejorado y por el aumento de calidad. A mejorar los consumos, el maletero por debajo de la media y la caja de cambios peculiar. (Versión probada: 2.0i 156 CV Lineartronic AWD)

Ver más

Diariomotor

Lo más característico en la gama Suabru es su sistema de tracción integral permanente Symmetrical AWD, una transmisión que (al contrario que sus rivales) prioriza la disponibilidad de tracción 4×4 en todo momento por encima del ahorro de combustible. Esto significa que nunca desacopla el eje trasero y siempre tracciona con las 4 ruedas incluso en las condiciones de adherencia más favorables.

Más información

Automóvil

Ahora muestra una mejor calidad de rodadura y una optimización de su comportamiento en el asfalto. Ahora en el asfalto tiene un tacto más de berlina, pero en campo posiblemente sea el SUV más capaz del segmento. El cambio es muchísimo mejor de lo que puedes esperar de un CVT. La electrónica ha hecho maravillas en estos automatismos. (Versión probada: 2.0i AWD Lineartronic).

Automóvil Enero 2018

Autofácil

Es un gran coche por chasis, precio y tiene un gran equipamiento de serie. Además, es un vehículo diferente y va mejor que sus alternativas en campo. Mejoraría con más maletero y, sobre todo, con un motor más contundente y un cambio automático a la altura; o simplemente un buen cambio manual. (Versión probada: 2.0i 156 CV Sport Plus)

Ver más