Precios de coches nuevos

SsangYong Tivoli 2015

2ª mano
7,2/10
Puntuación media según 10 opiniones de expertos
7.2 10 10
Puntúa
este coche
array(9) {
  ["rank_punt"]=>
  string(2) "20"
  ["rank_prec"]=>
  string(1) "-"
  ["rank_eco"]=>
  string(1) "-"
  ["rank_vent"]=>
  string(1) "-"
  ["rank_seg"]=>
  string(1) "-"
  ["rank_tam"]=>
  string(1) "-"
  ["rank_mal"]=>
  string(1) "-"
  ["ranking_url"]=>
  string(47) "https://www.cocheando.es/ranking-de-coches.html"
  ["url"]=>
  string(46) "https://www.cocheando.es/segmento/suv-pequenos"
}
7,2/10
Puntuación media según 10 opiniones de expertos
Puntúa
este coche
Desde
16.000€
Tipo de coche
SUV pequeños
Tamaño
Pequeño
Largo/ancho/alto
4,2/1,8/1,6 metros
Maletero
423 l.
Motores
Gasolina, Diésel
Cambio
Manual, Automático
Potencia
115 - 128 CV
CO2
desde 113 g/km
Seguridad

A favor

Espacio interior, maletero y equipamiento

En contra

Gama muy justa, mecánica de gasolina poco recomendable, comportamiento mejorable

Desde mediados de 2015 la marca coreana SsangYong comercializa el nuevo Tivoli 2015. Se trata de un nuevo modelo que nace para competir en el segmento de los todocaminos urbanos. El SsangYong Tivoli es, por tanto, un rival del Citroën C4 Cactus, Fiat 500X, Mazda CX-3, Nissan Juke, Peugeot 2008, Renault Captur, Opel Mokka X y Suzuki Vitara, entre otros.

Esto significa por un lado que SsangYong lo va a tener difícil porque estamos hablando de un segmento donde la competencia es brutal. Pero también significa que la firma coreana ha apostado por una de las categorías que está más de moda y donde existe un buen nivel de ventas. Esto le ha permitido vender entre mediados de 2015 y principios de 2017 un total de 3.000 unidades del Tivoli.

Y frente a todo esto… ¿Qué ofrece el SsangYong? Pues realmente donde destaca el modelo coreano es en su habitabilidad interior y en la buena relación entre equipamiento y precio. Por el contrario, la gama reducida -principalmente en el apartado de mecánicas- y el funcionamiento del motor de gasolina son sus principales puntos débiles. Pero analicemos cada uno de ellos con detalle.

Comenzando por las medidas, cabe señalar que el SsangYong Tivoli presenta una longitud de 4,20 metros, una anchura de 1,79 metros y una altura de 1,59 metros. Su batalla es de 2,60 metros. Con estas dimensiones podemos afirmar que el Tivoli tiene unas dimensiones considerables. No es por ejemplo de los más grandes de la categoría (que son el Opel Mokka X, el Mazda CX-3 o el Fiat 500X) pero tampoco es de los más pequeños. De hecho, el Tivoli tiene más longitud que el Suzuki Vitara (4,17 metros), el Peugeot 2008 (4,15 metros), el Citroën C4 Cactus (4,15 metros), el Nissan Juke (4,13 metros) o el Renault Captur (4,12 metros).

Donde sí destaca especialmente el Tivoli es en el apartado de anchura. Con sus 1,79 metros es de los más anchos del segmento ya que supera prácticamente a todos sus rivales.

Con todo ello, y una vez dentro, comprobamos que el Tivoli presenta una buena habitabilidad. Delante dos adultos van bien y detrás también. Hay espacio suficiente hasta el techo (unos 96 centímetros) y también para las rodillas. A ello hay que sumar además que el piso del suelo es prácticamente plano, lo que significa que incluso una quinta persona podría viajar en caso de apuro teniendo los pies en su sitio.

A su vez, otro apartado muy favorable del Tivoli es el maletero. Con sus más de 420 litros, este SsangYong Tivoli presenta la mayor capacidad de maletero del segmento. Tiene por ejemplo casi 50 litros más que el Captur o Vitara y 70 litros más que el resto. Por tanto, el maletero es el apartado del Tivoli más sobresaliente
Siguiendo con el equipamiento, desde las versiones iniciales y más económicas el Tivoli viene muy bien equipado. De hecho, el equipamiento es otro de sus puntos fuertes sobre todo si lo comparamos con muchos rivales. Así, de serie incorpora seis airbags, ABS, ayuda al arranque en pendiente, ESP, control de velocidad de crucero, control de presión de los neumáticos, luz diurna mediante LED, ordenador de a bordo, aire acondicionado, cierre centralizado, bluetooth y USB.

Desde 2017, además, SsangYong ha introducido nuevas medidas de seguridad en el Tivoli. Se trata de una cámara de seguridad instalada cerca del espejo retrovisor interior que permite diferentes funciones actuando sobre el ABS, el ESP e incluso el motor. Esta cámara se incorpora de serie en el equipamiento de las versiones Limited, que son las que forman el 50% de las ventas. ¿Y qué funciones incluye? Pues las más llamativas son: la advertencia de riesgo de colisión frontal, el sistema que frena el vehículo si hay riesgo de atropello o de impacto, el dispositivo que nos avisa del abandono involuntario del carril, el sistema que nos mantiene en el carril girando por sí solo el volante, el sistema que pasa de luces largas a cortas según el tráfico y, por último, el dispositivo que reconoce las señales de tráfico.

Hasta aquí lo más positivo. Donde el Tivoli tiene todavía capacidad de mejora es en el apartado de comportamiento. Sobre todo en elementos como la dirección. Esta no se caracteriza precisamente porque sea muy precisa, incluso con los tres niveles de potencia. Además, las suspensiones son un poco duras y no absorben bien.

Otro apartado donde el Tivoli no obtiene una puntuación muy alta es en la gama de motores, que es corta. De hecho, sólo cuenta con un motor de gasolina de 1,6 litros 128 CV -que ofrece una variante GLP- y de un motor diésel de 1,6 litros y 115 CV. El motor de gasolina es de inyección directa, sin turbo (por tanto, atmosférico) con un cambio manual de seis marchas y con unas cifras aceptables. Se trata de un motor que al tener un par bajo -160 Nm. a 4.600 revoluciones- hay que llevarlo tan alto de vueltas que la conducción deja de ser confortable y el consumo aumenta demasiado.

Algo más interesante es el motor diésel 1.6 de 115 CV. Este motor además, permite un cambio automático e introducir la tracción total. Sin embargo, dado el segmento al que se dirige, desde aquí creemos que el porcentaje que opten por la tracción total y el cambio automático será muy pequeño. Este es el motor más recomendable por su mejor par y sus consumos más bajos. Eso sí, para optar a este motor hay que pagar 1.500 euros más que para el gasolina, una diferencia demasiado grande que sólo amortizaremos al cabo de muchos kilómetros.

Al volante del GLP

Otra opción disponible que ofrece el Tivoli es aquella que incluye el motor de gasolina mencionado anteriormente -1.6 de 128 CV- que puede alimentarse de gaolina pero también de GLP -Gas Licuado del Petróleo-.

Para ello este Tivoli cuenta con dos depósitos de combustible. Uno de gasolina convencional con 47 litros y otro de GLP con un total de 30 litros. A cambio eso sí, el maletero se ve reducido hasta los 327 litros, que es una cifra que sigue siendo razonable.

A la hora de cambiar de Gasolina a GLP, basta con pulsar un botón en la consola. A partir de entonces, el sistema empezará a funcionar y cuando alcance una temperatura de 90 grados, entonces el coche ya irá alimentado únicamente por GLP. En este sentido, para saber la carga de GLP de la que disponemos, el mando central tendrá varios leds, de tal manera que según se vayan apagando indica que la carga de GLP también se va vaciando.

Para llenar el depósito de GLP lo primero que hay que hacer es buscar una estación de servicio con este tipo de gas licuado ya que no todas lo tienen. En el año 2017, en España existen más de 500 estaciones de servicio con GLP. Y una compañía que suele tener en muchas de sus estaciones GLP es Repsol. El repostaje es sencillo. Basta con conectar bien la manguera y la pistola y esperar unos segundos hasta recibir el GLP. Después, cuando se termine la operación, tiraremos fuerte. Esa acción provoca un ruido algo elevado y un pequeño olor a gas en los alrededores pero no supone mayor inconveniente.

Con este depósito de GLP al completo -30 litros- el Tivoli puede recorrer más de 320 kilómetros, a ritmo tranquilo. Esto quiere decir que llenando el depósito -a 0,60 euros el litro, nos ha costado 18 euros- podemos recorrer más de 300 kilómetros. Por tanto, el coste por cada 100 kilómetros es aproximadamente de 5,6 euros -según los precios actuales de mayo de 2017-.

Si, por el contrario, circulamos sólo en el modo de gasolina, el consumo del Tivoli se sitúa en torno a los 7 litros. Esto significa que su coste por cada 100 kilómetros es de alrededor de 8,5 euros por cada 100 kilómetro recorridos (aproximadamente).

Por tanto, esto significa que es más económico circular con la versión de GLP que con la variante de gasolina. En concreto, hablamos de unos 3 euros de ahorro por cada 100 kilómetros. Eso sí, al añadir que entre el Tivoli de gasolina y el de GLP hay 2.000 euros de diferencia (el gasolina es más económico). Por tanto, tendremos que tendremos que hacer más de 65.000 kilómetros para amortizar la diferencia entre una versión y otra. A cambio, eso sí, obtendremos la etiqueta ECO de la DGT, que permite circular por grandes ciudades cuando la circulación esté restringida por episodios de contaminación.

En definitiva, el GLP puede ser una opción a tener en cuenta siempre y cuando tengamos una estación de servicio cercana, nuestro ritmo de conducción sea tranquilo y nos queramos beneficiar de las medidas de tener una etiqueta ECO en las grandes ciudades.

A favor

Espacio interior, maletero y equipamiento

En contra

Gama muy justa, mecánica de gasolina poco recomendable, comportamiento mejorable

Opinión de medios expertos

7,2

/10
Cocheando analiza diariamente lo que se publica acerca de este coche en revistas, diarios y webs para recoger aquí las principales conclusiones. La puntuación final es la nota media de las publicaciones analizadas.
Autofácil
Autopista
Cocheando
Coches
Actualidad Motor
Coche Actual
Diariomotor

Coche Actual

Es una excelente noticia la posibilidad de contar con un SUV diésel y 4x4 por 20.000 euros. Aunque el 1.6 no enamore por su empuje, el SsangYong Tivoli gana con esa tracción total una destacable versatilidad. (Versión probada: 1.6 115 CV AWD).

Coche Actual 22/04/2016

Autofácil

Si buscas un todocamino urbano que pueda servirte como ‘coche para todo’ mira este Tívoli. Es uan compra inteligente por amplitud interior y equipamiento. Además, tiene un buen maletero. A cambio, tiene pocas opciones disponibles de equipamiento, ya que los niveles de acabado están cerrados. (Versión probada: 1.6 D 115 CV Premium).

Ver en Autofácil

Autopista

Con la tracción total el Tivoli diésel gana en versatilidad sin perder interés por el precio: 20.000 euros, con cambio manual y un equipamiento muy considerable. (Versión probada: D16T AWD Premium)

Ver en Autopista

Cocheando

por Cocheando -

El SsangYong Tivoli es un SUV urbano amplio, que destaca por su espacio interior, por su maletero pero que tiene una gama muy justa con una mecánica de gasolina poco recomendable y un diésel más interesante pero que sube demasiado el precio del conjunto.

Coches

Me gusta el Tivoli, su diseño y cóm ova. Esta alternativa GLP es, además, mucho más interesante para entornos urbanos. Pero echo en falta un motor no más potente, sino con una respuesta mejor: se queda muy corto fuera de la ciudad. (Versión probada: G16 GLP 4x2)

Ver más

Coches

La baja demanda del 4x4 ha hecho que la marca coreana elimine esta versión de su catálogo. Destaca por su agrado y su confort de conducción. Tiene un rodar confortable. Además, es amplio por dentro y las plazas traseras acogen a tres ocupantes. (Versión probada: D16T 115 CV 4x2 automático)

Ver más

Actualidad Motor

El SsangYong Tivoli da el salto a los SUV de segmento B con un diseño atrevido, mucho espacio interior, personalización y buena relación calidad/precio. Su motor de gasolina de 128 CV peca de perezoso. (Versión probada: G16 128 CV).

Ver en Actualidad Motor

Coche Actual

por Óscar Díaz -

El Tivoli, y más en su variante GLP, es la alternaitva más clara al Duster por coste de compra y de uso. Nada le envidia en equipamiento o diseño, aunque es algo más pequeño y su chasis parece más impreciso. (Versión probada: Tivoli G16 GLP Premium 4x2)

Ver más

Diariomotor

SsangYong Tivoli es un pequeño SUV, moderno y creado a la medida del segmento de moda en Europa, para competir directamente con Nissan Juke y Renault Captur. Su mejor baza será sin duda la estética, este modelo lucirá una imagen muy moderna, completamente diferente a la vista hasta la fecha en otros modelos de SsangYong.

Más información

Coche Actual

Con un presupuesto de unos 15.000 euros ya podríamos elegir entre cuatro SUV pequeños. El Tivoli, sin ser el mejor en nada, consigue situarse a un nivel razonable para quien busca un coche que le sirva tanto para el día a día como para viajar en familiar. (Versión probada: G16 128 CV 4x2)

Ver más