Precios de coches nuevos

Seat Altea 2009

2ª mano
6,2/10
Puntuación media según 1 opiniones de expertos
6.2 10 1
Puntúa
este coche
6,2/10
Puntuación media según 1 opiniones de expertos
Puntúa
este coche
Desde
19.302€
Tipo de coche
Monovolúmenes pequeños
Tamaño
Pequeño
Largo/ancho/alto
4,3/1,8/1,6 metros
Maletero
409 l.
Motores
Gasolina
Cambio
Manual
Potencia
105 CV
CO2
desde 132 g/km
Seguridad

A favor

Precio contenido, orientación urbana, motores diésel con buen rendimiento.

En contra

Modelo ya muy veterano y sólo disponible en el mercado de segunda mano.

Desde 2009 Seat ha estado comercializando un nuevo Altea. Se trata de una puesta al día del modelo introducido en 2004. Estos cambios le han permitido a Seat mantener vigente este modelo hasta 2015, fecha en la que este modelo ha sido retirado del mercado con un total de 500.000 unidades vendidas.

Entre los cambios introducidos destacan algunas modificaciones estéticas, aunque pequeñas; un mayor equipamiento y una gama de motores más eficiente. Estas actualizaciones también se llevaron a cabo no sólo en el Altea, sino también en el Altea XL y en el Altea Freetrack. De todos ellos, el que mejor respuesta tuvo en el mercado fue el Altea XL, seguido del Altea convencional y después del Altea Freetrack.

Comenzando por el diseño, comprobamos como ahora el Altea goza de un nuevo frontal, con nueva parrilla, paragolpes, grupos ópticos y faros antiniebla. Eso sí, los cambios son muy diminutos y hay que fijarse mucho para apreciarlos.

Donde más cambia este modelo es en el salpicadero. En concreto, Seat ha introducido un nuevo salpicadero más moderno, con una consola donde el equipo de audio está actualizado y también los relojes del cuadro de instrumentos. Asimismo, las tapicerías también presentan innovadores colores y materiales.

Otro aspecto que se ha modificado es en el apartado de comportamiento. Como muchos usuarios se quejaban de que las suspensiones eran excesivamente firmes y secas, los ingenieros de Seat han hecho que el vehículo sea más confortable.

También existe un gran número de cambios es en el apartado mecánico. De hecho, Seat ha cambiado prácticamente toda la gama de motores. Por ejemplo, en la oferta de gasolina, prácticamente todos los motores son nuevos. Tan sólo se mantiene el 1.4 de 85 CV. Sin embargo, el Altea recibe los nuevos 1.2 TSI con dos niveles de potencia: 105 y 125 CV. Y también ocurre lo mismo con el 1.8 TSI de 160 CV y el 2.0 TFSI de 211 CV, que también se introducen en el Altea.

En cuanto a la oferta diésel, ahora el Altea recibe el 1.6 TDI con 90 y 105 CV y el 2.0 TDI de 140 CV y 170 CV, entre otros.

Siguiendo con las mejoras comprobamos que también es nuevo el equipamiento. Así, el Altea puede incluir ahora el sistema de ayuda al arranque en pendiente, los faros bixenón, la luz de día, nuevos sistemas de audio, GPS, etc.

Lo que no ha cambiado, en absoluto, es el enfoque de este modelo que se mantiene como un monovolumen de tamaño contenido destinado a aquellas familias que necesitaban habitabilidad y modularidad en un espacio reducido. De ahí que el Altea sea un rival de modelos como el Renault Scénic, el Citroën Xsara Picasso, el Opel Zafira, el Ford Focus C-Max o el Volkswagen Touran, entre otros.

Frente a todos ellos, el Seat Altea se caracterizaba por sus dimensiones contenidas, por la eficacia de sus motores y por presentar un buen nivel de acabados, tal y como nos tiene acostumbrados el grupo Volkswagen.
Comenzando por el apartado de dimensiones, el Seat Altea tenía una longitud de 4,28 metros, una anchura de 1,76 metros y una altura de 1,56 metros. Asimismo, su distancia entre ejes era de 2,57 metros.

Con estas dimensiones, podemos afirmar que el Seat Altea se situaba en un punto intermedio entre el Renault Scénic que, con sus 4,25 metros era el modelo más pequeño, y el Volkswagen Touran, que con sus 4,39 metros era el monovolumen más grande del segmento. Por tanto, el Altea se situaba en un punto intermedia tal y como le ocurría al Citroën Xsara Picasso, con 4,27 metros o incluso al Opel Zafira, con 4,31 metros.

Estas dimensiones contenidas, no obstante, no ayudaron en gran manera al Altea a tener una enorme habitabilidad. De hecho, su habitabilidad, aunque era buena, era algo más justa. Sobre todo porque el túnela de transmisión era voluminoso y porque el Altea carecía de una fila de asientos trasera que se pudiera desplazar longitudinalmente.

A ello hay que sumar, además, que el maletero del Seat Altea era algo relativamente pequeño. Con sus 409 litros, la mayoría de sus rivales le superaban. Por ejemplo, el Volkswagen Touran ofrecía 695 litros, el Opel Zafira contaba con 600 litros, el Ford Focus C-Max disponía de 550 litros y lo mismo para el Citroën Xsara Picasso, que también ofrecía 550 litros. Otro que también tenía un maletero pequeño era el Scénic con 430 litros.

Seat Altea XL

Otro de los modelos actualizados es el Seat Altea XL. Se trata de una versión algo más grande que el Seat convencional. Es, por tanto, un monovolumen de tamaño medio, que mide 4,47 metros de largo (18 centímetros más que el Altea) y presenta un maletero que tiene una capacidad de entre 409 litros y hasta 635 litros, dependiendo de cómo esté situada la segunda fila de asientos (se desplaza longitudinalmente un total de 14 centímetros.)

Seat Altea Freetrack

Y lo mismo ocurre con la variante Freetrack. Se trataba de una versión, basada en el Altea XL, que se caracterizaba por tener una mayor orientación para circular por fuera de carretera.
Para ello cuenta con una estética diferenciada, tracción total que permite enviar hasta el 50% de la potencia al eje trasero en caso de que se necesite y que está basado en un sistema Haldex y una altura libre al suelo ligeramente mayor (16 centímetros).

Por último, conviene recordad que con el Altea, Seat realizó unas inversiones de 160 millones de euros, en cuanto a Investigación y desarrollo. Estas cifras son relativamente modestas ya que hay que tener en cuenta que el Seat Altea era la tercera pata de un proyecto que también estaba relacionado el Seat León y el Seat Toledo.

A favor

Precio contenido, orientación urbana, motores diésel con buen rendimiento.

En contra

Modelo ya muy veterano y sólo disponible en el mercado de segunda mano.

Opinión de medios expertos

6,2

/10
Cocheando analiza diariamente lo que se publica acerca de este coche en revistas, diarios y webs para recoger aquí las principales conclusiones. La puntuación final es la nota media de las publicaciones analizadas.
Cocheando

Cocheando

por Cocheando -

Este Seat Altea puede ser un modelo interesante si lo que se busca es un monovolumen de tamaño pequeño y orientación urbana. Al ser un coche ya veterano con varios años en el mercado es más que probable que se encuentre a un precio muy competitivo. Por el contrario, también es conveniente que sepas que se trata de un modelo que ya no existe y que, por tanto, está anticuado en algunos aspectos como tecnología o seguridad.