Precios de coches nuevos

Probamos el nuevo Skoda Kodiaq RS: un SUV deportivo de 240 CV y 7 plazas

Subscribirse
Así es el Skoda Kodiaq RS 2019.
Así es el Skoda Kodiaq RS 2019.

Hoy probamos el Skoda Kodiaq RS, un SUV deportivo con un motor diésel de 240 CV y tracción total. Se trata del modelo más potente que la marca checa ha lanzado, y ostenta el récord de su segmento (el de los SUV de 7 plazas) en el circuito de Nürburgring.

Tiene un precio de partida de 50.700€ y sólo está disponible con el motor 2.0 TDI de 240 CV y cambio automático DSG de 7 velocidades. Cuenta con 7 asientos, pero la tercera fila es opcional y tiene un coste de 1.900€.

El Kodiaq RS no tiene rivales directos, otros SUV’s de dimensiones similares y capaces de ofrecer siete plazas pertenecen al segmento ‘premium’, por lo que su precio es superior, al igual que sus prestaciones.

Las versiones RS de Skoda son las más deportivas de su gama.

Las versiones RS de Skoda son las más deportivas de su gama.

Aunque es más pequeño y sólo ofrece cinco plazas el Cupra Ateca es quizás el modelo, que por filosofía más se acerca al Skoda Kodiaq RS. Tiene un motor gasolina de 300 CV y un precio de partida de 45.450€.

Dentro de la propia gama Kodiaq el motor diésel más potente es el 2.0 TDI de 190 CV, que tiene un precio de 38.280€ en el acabado ‘Ambition’. Por supuesto no cuenta con una preparación deportiva específica como sí hace el Kodiaq RS.

Diseño y dimensiones del Kodiaq RS

El Kodiaq RS mantiene las mismas medidas que un Skoda Kodiaq normal. Su longitud es de 4,70 metros, la anchura de 1,88 m y la altura de 1,69 m. La distancia entre ejes o batalla es de 2,79 m.

En el exterior el Kodiaq RS se muestra bastante agresivo, su calandra negra o los faros led son claros signos de que nos encontramos ante el modelo más aspiracional de la marca sueca. El paragolpes delantero también cambia, tiene formas más abultadas.

Es un coche grande, ofrece un espacio interior muy generoso.

Es un coche grande, ofrece un espacio interior muy generoso.

Los raíles del techo y los marcos de las ventanillas son negros, igual que las carcasas de los espejos retrovisores y los faldones laterales. Es un contraste claro con el color de la carrocería de nuestra unidad de pruebas, se denomina ‘Azul Race Metalizado’.

En la parte trasera destacan las salidas de escape y el catadióptrico, que recorre todo el paragolpes a lo ancho. También hay un pequeño spoiler que se incorpora en el portón del maletero.

Interior versátil y deportivo

Uno de los rasgos que define al Skoda Kodiaq es su amplitud interior, es un coche familiar, y por tanto debe ofrecer una buena habitabilidad y confort. En esta versión deportiva RS estas dos cualidades no desaparecen.

Todas las plazas siguen siendo cómodas y accesibles, excepto las de la tercera fila, como es lógico. De esta manera el Skoda Kodiaq RS sigue siendo un coche práctico, que ahora adquiere toques deportivos, y no al revés.

Los buckets delanteros son de serie.

Los buckets delanteros son de serie.

Las plazas delanteras recogen bien, son butacas de tipo ‘bucket’ pero no son duras o incómodas en absoluto. Se incluyen de serie, no son un elemento opcional. El volante presenta también costuras rojas y el distintivo ‘RS’ en la parte inferior, que está achatada.

Así es el interior del Skoda Kodiaq RS.

Así es el interior del Skoda Kodiaq RS.

El tablero de instrumentos es totalmente digital y ofrece una pantalla exclusiva para la versión RS, con el contador de revoluciones en el medio del panel, así como indicadores de temperaturas y presión del turbo.

Pantalla exclusiva del Skoda Kodiaq RS.

Pantalla exclusiva del Skoda Kodiaq RS.

Las plazas traseras también tienen una tapicería específica con los logos de Skoda RS, los tres asientos son independientes entre sí, por lo que se pueden abatir o desplazar longitudinalmente de manera individual.

Las plazas de la tercera fila de asientos son relativamente cómodas, los niños no tendrán problemas significativos, pero los adultos de mayor estatura no podrán realizar en ellas desplazamientos demasiado largos.

Asientos traseros del Skoda Kodiaq RS.

Asientos traseros del Skoda Kodiaq RS.

El maletero es uno de los puntos fuertes de este Skoda Kodiaq RS, tiene una capacidad de 530 litros con los asientos retrasados o de 725 l si estos se encuentran en su posición más adelantada.

Maletero de 725 litros.

Maletero de 725 litros.

También están presentes los detalles ‘simply clever’ que caracterizan a la marca checa, por lo que encontramos una pequeña papelera en el asiento del acompañante, así como un paraguas incluido en la moldura de la puerta.

Comportamiento y confort

El Skoda Kodiaq RS utiliza la plataforma modular MQB del grupo VAG, que también comparte con otros modelos como el Volkswagen Tiguan Allspace. Como ya sabemos esta arquitectura ofrece unos resultados muy convincentes, este Skoda Kodiaq RS no es una excepción.

De serie incorpora el sistema de amortiguadores variables DCC, por lo que en el modo ‘Confort’ tenemos una calidad de rodadura realmente convincente, por lo que podemos decir que el Kodiaq RS es un coche muy confortable.

La suspensión adaptativa ofrece un confort muy elevado.

La suspensión adaptativa ofrece un confort muy elevado.

Si a esto le sumamos las ayudas a la conducción que se pueden incluir nos encontramos con un vehículo pensado para recorrer largas distancias sin esfuerzo. El control de crucero adaptativo y el sistema de centrado de carril ofrecen comportamientos precisos, similares a los que encontraríamos en modelos de un precio superior.

En ciudad tenemos un coche de casi cinco metros de longitud, evidentemente hay modelos más cómodos para moverse en ciudad, pero el sistema opcional de cámaras ayuda a controlar todos los ángulos a la hora de aparcar.

El lado deportivo

Sin embargo, no debemos olvidar que la deportividad es lo que diferencia a este Kodiaq RS del resto de modelos de la gama. Por tanto, es hora de hablar de lo que ocurre cuando pisamos el acelerador.

Nada más arrancar el sonido ya nos adelanta lo que va a ocurrir, se trata de un rugido bastante grave, que nos descoloca al recordar que contamos con un propulsor diésel. Entonces, ¿cómo es posible que esto suene ‘de verdad’?

El Skoda Kodiaq RS es capaz de ir muy rápido, pero sus reacciones no son radicales.

El Skoda Kodiaq RS es capaz de ir muy rápido, pero sus reacciones no son radicales.

La respuesta está en el sistema de escape, cuenta con un sistema de válvulas denominado ‘Dynamic Sound Boost’. Este modifica el sonido en función del modo elegido, el resultado final es muy convincente. Aunque es cierto que los altavoces también producen un sonido artificial para el habitáculo.

Aunque nos encontramos ante un coche de casi dos toneladas de peso (1.880 Kg) tenemos unas reacciones muy satisfactorias, sobre todo en el modo ‘Sport’. Así al subir el ritmo vemos como no hay un subviraje acusado y el tren delantero sigue nuestras órdenes.

Este modelo es una alternativa muy interesante para quien busque espacio y prestaciones.

Este modelo es una alternativa muy interesante para quien busque espacio y prestaciones.

En esto también tiene que ver el buen sistema de tracción total del grupo VAG, que es capaz de enviar puntualmente hasta el 85% del par disponible a una sola rueda. El cambio automático responde bien, pero a veces es demasiado conservador y no reduce las marchas cuando nosotros lo requerimos y espera a que las revoluciones desciendan al usar el freno.

Podemos incluso realizar salidas rápidas con el sistema ‘launch control’ que revoluciona el motor con el coche parado hasta las 2.500 revoluciones, ahí el sistema de doble embrague entra en acción y permite que el 0 a 100 km/h se realice en 6,9 segundos.

El 2.0 TDI tiene un funcionamiento satisfactorio y un buen empuje, que sin ser radical es capaz de ofrecer unas sensaciones muy intensas y para toda la familia. Sus consumos no se disparan y si nos esforzamos podemos ver medias en torno o por debajo de los 6 litros cada 100 kilómetros.

Conclusión

El Skoda Kodiaq RS mezcla dos mundos, el de la familia y el de la deportividad. Tiene una habitabilidad muy generosa, de lo mejor del mercado, y ofrece unas soluciones lógicas que le convierten en un coche totalmente válido para el día a día.

Rápido y espacioso, no se puede pedir más. Bueno sí, que baje un poco su precio.

Rápido y espacioso, no se puede pedir más. Bueno sí, que baje un poco su precio.

Cuando queremos sacar su lado deportivo lo encontramos fácilmente, es un modelo muy ágil a pesar de su peso, y permite enlazar curvas con cierta alegría. Su aceleración no es radical, pero sí muy convincente, un término ideal para familias con gustos deportivos.

La principal pega es su elevado precio, pero no debemos olvidar que las alternativas existentes añaden varios miles de euros a la factura final. A nivel tecnológico está a la altura de cualquier modelo alemán.

Valoración

Diseño:8
Espacio interior y maletero: 9
Motor, cambio y prestaciones: 8
Confort y terminación: 8
Equipamiento en seguridad y tecnología: 8
Diversión al volante: 8
Precio: 6.8

Puntuación final: 7.97

Disculpa, para poder comentar debes iniciar sesión.