Precios de coches nuevos

Probamos el nuevo Kia Proceed 1.6 T-GDi GT 204CV: te atrapa por su diseño y te convence por su deportividad

Subscribirse
Kia Proceed 2019.
Kia Proceed 2019.

Según Kia el segmento de los compactos generalistas, los coches de tamaño medio tipo Volkswagen Golf, está en descenso en Europa.

La firma japonesa señala que mientras que en 2012 el 14% de las ventas pertenecían al segmento C; en 2022 la previsión es que este porcentaje baje hasta el 10%.

Sin embargo, también según Kia, el segmento de los compactos premium, a diferencia de los generalistas, está en alza. La firma coreana señala, como posible explicación, que -entre los compactos premium- hay modelos más emocionales y atractivos y de ahí el incremento de la demanda.

Por este motivo, Kia cree que dentro del segmento C se puede apostar por coches más emocionales.

Esta es la razón por la que ha lanzado este Proceed, que ya está a la venta (desde 23.720 euros) y del que hoy probamos la versión más potente –el Kia Proceed GT de 204 CV– (que tiene un precio de 30.370 euros, ambos precios con descuentos incluidos).

Kia Proceed.

Nuevo nombre, nuevo enfoque

Este nuevo Kia Proceed (no tiene nada que ver con el anterior Proceed de la generación previa, que se correspondía con la versión de tres puertas) es un familiar de tamaño medio y estética atractiva.

Como decíamos anteriormente, Kia piensa que se puede dotar de un mayor atractivo a los modelos compactos y por ello ha desarrollado este Proceed con una carrocería familiar, pero con una línea de techo descendiente.

Kia Proceed.

Esta carrocería, a la que se suele llamar Shooting Brake, es un tipo de modelo minoritario en el mercado. De hecho, apenas existen rivales en el mercado y el único ejemplo que encontramos sería el Mercedes-Benz CLA Shooting Brake, un modelo que tiene un mayor enfoque premium.

Con la llegada de este nuevo Kia Proceed, la firma coreana amplía su gama del Ceed, formada por la versión de 5 puertas, este ‘shooting brake’, el próximo familiar, que llega en marzo y se llamará Ceed Wagon, y por una cuarta carrocería de tipo crossover de la que Kia no ha desvelado todavía detalle alguno (afirma que las primeras imágenes llegarán en verano y se pondrá a la venta al final de 2019). Asimismo, a esto hay que añadir nuevas versiones electrificadas que también harán su aparición en la gama Ceed próximamente.

Todo ello, permitirá, según Kia, que el Ceed pase de ser el séptimo modelo más vendido en Europa en 2018 a estar entre los cinco primeros, sólo por detrás, del Golf y con un nivel similar de ventas a las conseguidas por Peugeot con el 308, Opel con el Astra e incluso Ford con el Focus.

Kia Proceed.

Llama la atención

Una vez junto al Proceed, tenemos que reconocer que es un coche que llama la atención. Mientras que los familiares tradicionales, aunque tienen sus adeptos, hay que reconocer que suelen ser coches sin un gran atractivo visual, este Proceed sí entra por los ojos.

Bien es cierto que una razón principal para que ocurra esto es que el Proceed sólo se comercializará con los acabados más altos (GT Line y GT) lo cual ya de por sí es un plus.

Pero también hay que reconocer el buen trabajo que ha realizado el equipo de diseño de Kia con una línea de techo descendiente, un tercer pilar muy anguloso que rompe con la línea seguida por los familiares tradicionales y una altura más baja del vehículo (4 centímetros frente al Ceed Wagon).

Otros aspectos que nos llaman la atención son el ‘spoiler’ trasero, situado en la parte superior del portón y las taloneras en un color diferenciado que dan un aspecto muy atractivo al lateral del vehículo.

Y tampoco nos podemos olvidar de la firma lumínica, especialmente en la zaga, con una gran tira de leds horizontal, que nos recuerda a las soluciones desarrolladas por modelos premium. Cierra la lista de elementos diferenciadores el nombre de Proceed, en la mitad del portón; y un gran difusor con grandes embellecedores que tapan las salidas de escape.

Kia Proceed.

Acabado GT

La versión probada, que se corresponde con el motor más potente -204 CV-, sólo está disponible con el acabado GT. Una terminación, por otra parte, que es muy llamativa por incorporar un paragolpes diferenciado, rejillas triangulares en las entradas de aire de la parte inferior y luces antiniebla de led, un labio de color rojo en la parte inferior del paragolpes y en las taloneras y llantas de 18 pulgadas de serie.

Dentro el volante es achatado en su parte inferior y está cosido con costuras en rojo que llaman la atención. Además, los asientos con una tapicería específica también cuentan con ribetes en rojo.

Kia Proceed.

Habitabilidad notable para cuatro adultos

Tenemos que reconocer que este era el aspecto que más dudas nos generaba en el Proceed antes de ponernos al volante del mismo. Entre otras cosas porque estamos acostumbrados a que los fabricantes, a la hora de primar el diseño del vehículo; mermen, otros aspectos, como la habitabilidad, donde salen perjudicados.

Sin embargo, pensamos que Kia ha logrado un buen equilibrio con el Proceed, principalmente en aquellas versiones donde no hay techo panorámico (con techo panorámico cambia sustancialmente la habitabilidad).

Algo, por otra parte que, aunque tiene su mérito, tampoco podemos considerarlo como extraordinario ya que no podemos olvidar que estamos ante un coche de 4,6 metros de largo.

Kia Proceed.

En este sentido, delante dos adultos, incluso de gran detalla, tienen espacio más que de sobra para viajar con un notable confort. Los 99 centímetros que existen entre la banqueta y el techo, son más que suficientes para sentirse holgados y no rozar con la cabeza en el techo.

Detrás, hay que reconocer que el espacio es algo más exiguo. En concreto, estamos hablando de unos 91 centímetros aproximadamente entre la banqueta y el techo. ¿Y esto es mucho o poco?, te preguntarás. Pues bien, te podemos decir que es el espacio suficiente para que un adulto de 1,80 metros quepa y no roce con su cabeza en el techo.

Es cierto que este adulto no tendrá un espacio abundante, apenas le quedarán unos pocos centímetros libres, pero sí pensamos que es un espacio que está bien resuelto. Asimismo, apenas hay túnel de transmisión, podemos colocar los pies bajo el asiento sin que rocen los empeines y tendremos entre 3 y 5 centímetros libres para nuestras rodillas. En definitiva, que cuatro adultos pueden viajar con buen confort, en este modelo.

Kia Proceed.

Gran accesibilidad del maletero

En cuanto al maletero, sus 594 litros pensamos que están bien aprovechados, ya que se caracteriza por sus formas regulares. Asimismo, el gran portón y la bandeja enrollable permiten un acceso fácil al mismo, lo que propicia que introducir maletas u otros objetos sea una tarea sencilla.

Otros detalles positivos en este modelo es la configuración de los asientos en 40:20:40, es decir en una plaza central trasera más pequeña que se puede abatir de forma independiente y que permite así introducir objetos largos.

Kia Proceed.

En marcha

Aunque los motores más demandados será el 1.0 T-GDi (120 CV) y el 1.4 T-GDi (140 CV), nosotros para esta prueba nos hemos querido dar un ‘homenaje’ y hemos optado por la versión más potente. Hablamos del 1.6 T-GDi de 204 CV y el acabado GT, el más alto.

La versión probada contaba con el cambio manual de seis marchas, si bien hay que reconocer que quizás a este coche le ‘pegue’ más la caja automática de doble embrague y siete velocidades.

Nada más arrancar el coche, nos llama la atención el sonido del motor, que se caracteriza por ser un sonido demasiado metálico.

Comenzamos a acelerar y rápidamente comprobamos dónde está la ‘chicha’ de este propulsor. Es a partir de las 2.500 vueltas cuando esta mecánica da lo mejor de sí misma. Será a partir de ese régimen cuando notemos la mayor aceleración del vehículo. Sorprende, además, todo lo que se puede estirar este motor ya que con él podremos llegar casi hasta la zona roja, a las 7.000 vueltas.

La entrega de potencia, además, es bastante progresiva. Si bien es cierto que, quizás en algún adelantamiento, se pueda mostrar algo perezosa a bajo régimen, en cuanto entra de lleno el turbo rápidamente disfrutaremos de todo el par del motor: 265 Nm. Además, esta versión GT cuenta con un botón, junto la palanca de cambios, que acciona el ‘Modo Sport’, una funcionalidad que modifica la entrega de par motor, la respuesta del mismo y el sonido, entre otros elementos.

Otro aspecto que nos ha gustado bastante es la dirección. Se trata de una dirección que es muy rápida y directa, lo que permite enlazar curvas con rapidez. Eso sí, a nuestro juicio tiene algo más de asistencia de la deseada, lo cual disminuye la información que recibimos de la calzada.

Kia Proceed.

Suspensiones firmes y cómodas

Junto con el motor poderoso y la dirección rápida, es hora de hablar de las suspensiones. Y aquí, una vez más, comprobamos el enfoque más deportivo de este modelo. Para ello, Kia ha rebajado la suspensión en 1 centímetro y ha desarrollado una puesta a punto específica: los amortiguadores traseros son un 22% más firmes y la barra trasera también es un 3% más rígida.

Lo cierto es que se aprecia el trabajo de Kia por lograr un equilibrio entre firmeza y deportividad, sin que ello penalice el confort de marcha del mismo. Un trabajo sobresaliente, donde se nota, una vez más, el buen hacer de Albert Biertmann, responsable de Innovación y Desarrollo del Grupo Hyundai y ex director de la división M de BMW.

Consumos ajustados

Es otra de las facetas por la que también sobresale este nuevo Kia. Hablamos del gasto de combustible, que es ajustado. Durante la prueba tuvimos la oportunidad de conducir también la variante de 140 CV que nos dio un gasto de combustible de unos 7,5 litros. Y esta otra versión GT con el motor de204 CV ascendió a 8,6 litros, ambas cifras bastante razonables.

Equipamiento

En cuanto al equipamiento, hay que reconocer que este Proceed lo incluye prácticamente todo. De serie incorpora:

• Freno de estacionamiento eléctrico
• Llantas de 18 pulgadas
• Ayuda al arranque en pendiente
• Control de presión de los neumáticos
• Asistencia para mantenimiento en el carril
• Detección de vehículos en el ángulo muerto
• Reconocimiento de señales de límite de velocidad
• Detección de fatiga del conductor
• Advertencia de posible colisión frontal
• Asistente dinámico para luces
• Luces de led
• Techo solar panorámico
• Cristales oscurecidos
• Pantalla de 8 pulgadas
• Navegador
• Sistema de audio JBL
• Control de crucero
• Arranque electrónico + Llave inteligente
• Sensor de luces
• Sensor de lluvia
• Sensores de aparcamiento delanteros y traseros
• Sistema automatizado de ayuda al estacionamiento
• Climatizador
• USB
• Cargador inalámbrico para el móvil

A ello se le puede añadir el Pack premium, que tiene un sobreprecio de 2.050 euros, y que suma lo siguiente:

• Sistema de asistencia de frenada de emergencia (colisión frontal) con reconocimiento de peatones
• Tapicería en piel
• Volante calefactable
• Asientos delanteros regulables eléctricamente (8 posiciones conductor) con ajuste lumbar y función de memoria
• Asientos delanteros y traseros calefactables
• Asientos delanteros ventilados
• Portón trasero (manos libres)

Kia Proceed.

Conclusión

Kia ha jugado muy bien sus cartas. Comenzó primero con la nueva generación del Ceed, que ha subido varios escalones respecto a su antecesor. Y a ello se ha sumado una gama completa, formada por la variante familiar y por este Proceed que aúna lo mejor de los mundos: los coupés y los familiares.

El Proceed, además, no sólo destaca por su estética más atractiva. También ofrece un comportamiento más deportivo y un equipamiento muy alto, ya que sólo está a la venta en las versiones más altas. Es cierto que su precio también es elevado, la versión probada roza los 30.000 euros, pero también hay que reconocer que es un coche más de nicho y, por tanto de capricho.

Por último, si a todo ello sumamos que en los próximos meses se sumará la nueva variante crossover del Ceed y las versiones electrificadas, pensamos que Kia está realizando un excelente trabajo con este modelo, la que está exprimiendo a tope con esta nueva generación.

¿Aspectos a mejorar? Pues apenas hemos encontrado puntos flacos en este modelo. Quizás podemos señalar que con el techo panorámico la altura libre es algo justa y que la dirección nos parece menos informativa de lo que nos gustaría. También se echa de menos un cuadro de instrumentos digital.

Valoración

Diseño: 9
Espacio interior y maletero: 8
Motor, cambio y prestaciones: 8
Confort y terminación: 8
Equipamiento en seguridad y tecnología: 8
Diversión al volante: 8,5
Precio: 7,5

Puntuación final: 8.14

Disculpa, para poder comentar debes iniciar sesión.