Precios de coches nuevos

Primera prueba del SsangYong Korando 2020, mejora en todo, sobre todo dinámicamente

Subscribirse
Así es el SsangYong Korando 2020.
Así es el SsangYong Korando 2020.

La cuarta generación del SsangYong Korando acaba de aterrizar en nuestro país, según la marca coreana es el modelo más europeo que han lanzado al mercado. El Korando cambia profundamente su estética, sigue siendo un SUV capaz en campo, pero mejora indudablemente su dinámica y mantiene un precio atractivo, está disponible desde 17.750 euros.

La denominación Korando es un acrónimo de ‘Korean Can Do’, y en este modelo parece encajar a la perfección, puesto que se espera que se convierta en el más vendido dentro de la gama actual de la marca, superando a su hermano pequeño, el Tivoli. En 2021 saldrá al mercado el primer SsangYong 100% eléctrico, que estará basado en la plataforma de este Tivoli. En 2022 se espera que se incorpore una versión microhíbrida a la gama del Korando.

Motores

La mecánica actual de este nuevo SsangYong Korando está compuesta por dos motores, uno diésel y otro gasolina, que producen 136 y 163 CV de potencia respectivamente. Ambos se asocian con una caja de cambios manual de seis velocidades, aunque en opción está disponible un cambio automático de convertidor de par y seis velocidades firmado por el fabricante japonés Aisin.

Hay disponibles dos motorizaciones, un gasolina de 163 CV y un diésel de 136 CV de potencia.

Hay disponibles dos motorizaciones, un gasolina de 163 CV y un diésel de 136 CV de potencia.

Si optamos por el cambio automático, que está disponible para los dos motores, podremos equipar también un sistema de tracción total conectable, que actúa continuamente sobre el eje delantero, y conecta el trasero cuando se detectan pérdidas de tracción. También podemos circular con un bloqueo del diferencial central hasta 40 km/h, esto permite que el reparto de par entre ambos ejes sea constante y al 50% para cada uno.

Diseño y medidas

Por medidas el Korando crece ligeramente. Estira su longitud hasta los 4,45 metros, lo que supone un incremento de 4 centímetros que repercute en una mejor habitabilidad y presencia. El ancho se incrementa en la misma proporción mientras que la altura se reduce en 4,6 centímetros.

La estética del SsangYong Korando se alinea claramente con su hermano mayor, el Rexton.

La estética del SsangYong Korando se alinea claramente con su hermano mayor, el Rexton.

El diseño de este modelo se inspira claramente en el Ssangyong Rexton, el hermano mayor de la familia. Las líneas horizontales sustituyen a las más redondeadas de la anterior generación y consiguen crear una imagen de familia centrada sobre todo en la parrilla frontal. En la vista de perfil encontramos los nervios característicos que conectan con las ópticas delanteras y traseras.

Habitabilidad interior y acabados

En el interior encontramos acabados que cada vez se acercan más a los estándares europeos, así como un diseño que también nos recuerda al del SsangYong Rexton. Al igual que en el hermano mayor, contamos en este Korando con una instrumentación digital que permite un buen nivel de personalización para mostrar la información que cada conductor requiera.

Las calidades del habitáculo también suben varios niveles, pero sobre todo destaca por habitabilidad.

Las calidades del habitáculo también suben varios niveles, pero sobre todo destaca por habitabilidad.

El sistema de infoentretenimiento de ocho pulgadas está disponible desde el segundo nivel de acabado, que se denomina Urban. Ahora es compatible con Android Auto y Apple Car Play, lo que permite suplir un sistema de menús algo menos sofisticado, en el mercado español no podremos optar por un navegador incorporado en el propio sistema multimedia del Korando.

Las plazas traseras son notablemente amplias y ganan sin dificultad a otros modelos de este segmento. Los respaldos pueden reclinarse en dos posiciones, pero la banqueta no se desplaza longitudinalmente, algo que hace que no podamos ampliar el ya de por sí generoso maletero.

Tanto el maletero como las plazas traseras son más amplias que las de la mayoría de rivales.

Y es que el espacio reservado para la carga ofrece 550 litros de capacidad total, cuenta sobre todo con un fondo muy generoso, a dos niveles, que se gestiona a través de un sistema de dos paneles que conforman el piso de carga. Estos son útiles para separar la carga, pero quizás resten algo de espacio si queremos aprovechar toda la capacidad del maletero. La bandeja cubre equipajes sí tiene un hueco predeterminado para no ocupar demasiado espacio si decidimos llenar el maletero hasta arriba.

La compatibilidad con Apple Car Play y Android Auto disimula las debilidades del sistema multimedia.

La compatibilidad con Apple Car Play y Android Auto disimula las debilidades del sistema multimedia.

Hay cuatro acabados disponibles, que se denominan Line, Urban, Premium y Limited. Lo más destacables es que en todos se incorpora el paquete de seguridad completo, que incluye sistemas como el frenado automático de emergencia, advertencia de salida de carril, aviso de ángulo muerto o reconocimiento de señales de tráfico.

En marcha

Sin embargo, donde más claramente demuestra el Korando su nuevo espíritu europeo es al iniciar la marcha. Desde los primeros metros podemos apreciar como el trabajo realizado en las instalaciones de IDIADA, en Tarragona, ha dado sus frutos.

El tacto de las suspensiones aleja completamente el concepto de un coche poco ágil, puesto que en el paso por curva encontramos un equilibrio que transmite mucha confianza a la hora de elevar el ritmo. No es una suspensión dura, puesto que a la hora de filtrar imperfecciones o superar badenes se muestra muy cómoda.

Quizás el mayor salto adelante es el dinámico, el tacto de conducción del nuevo Korando es muy similar al de muchos modelos europeos.

Quizás el mayor salto adelante es el dinámico, el tacto de conducción del nuevo Korando es muy similar al de muchos modelos europeos.

Esto unido a las mejoras de insonorización permite recorrer largas distancias sin que los kilómetros pasen factura, y es que el tándem de suspensión y dirección logra un confort y una precisión que permiten que el conductor confíe plenamente en la mecánica del Korando. En esto mucho tiene que ver la suspensión trasera, que ahora es multibrazo.

Hemos podido probar ambos motores. Del gasolina diremos que tiene un empuje envidiable, sobre todo en la parte alta del cuenta vueltas, ya que la tardía entrada del turbo puede hacer que nos encontremos sin apenas respuesta por debajo de 2.000 vueltas, algo que se soluciona fácilmente bajando de marcha. Tanto el cambio manual como el automático nos han parecido agradables, el primero por el tacto de la palanca y los recorridos, y el segundo por la suavidad de las transiciones.

En campo sigue muy por delante de muchos SUV-C del mercado.

En campo sigue muy por delante de muchos SUV-C del mercado.

El propulsor diésel compensa su potencia más baja con un par más elevado, por lo que creemos que también es perfectamente válido para mover con soltura el SsangYong Korando, incluso si vamos cargados. Gracias a la buena insonorización del habitáculo no percibimos un sonido característico de diésel, este factor unido a su consumo notablemente más bajo acaban de decantar nuestra balanza a favor de este propulsor.

En campo las capacidades del SsangYong Korando siguen muy por encima de la media de su segmento, estamos convencidos de que montando unas gomas adecuadas podremos superar multitud de obstáculos, ya que el sistema de tracción total se ha mostrado muy eficaz.

Valoración

Diseño: 8
Espacio interior y maletero: 8
Motor, cambio y prestaciones: 7
Confort y terminación: 8
Equipamiento en seguridad y tecnología: 7.8
Diversión al volante: 7
Precio: 8.5

Puntuación final: 7.75

Disculpa, para poder comentar debes iniciar sesión.