Precios de coches nuevos

Peugeot 308 SW 2014

2ª mano
7,5/10
Puntuación media según 1 opiniones de expertos
7.5 10 1
Puntúa
este coche
7,5/10
Puntuación media según 1 opiniones de expertos
Puntúa
este coche
Desde
16.750€
Distintivo ambiental (Etiqueta DGT)
Tipo de coche
Familiares medianos
Tamaño
Mediano
Largo/ancho/alto
4,6/1,8/1,5 metros
Maletero
556 l.

A favor

Enorme capacidad del maletero, buen comportamiento, amplio equipamiento, buenas calidades.

En contra

La posición del volante necesita cierta adaptación, precio algo elevado.

Entre 2014 y 2017 Peugeot ha tenido a la venta este 308 SW. Se trata de una variante que compite dentro de la categoría de los compactos familiares. Por tanto, este Peugeot es rival de Volkswagen Golf Variant, del Seat León ST y del Honda Civic Tourer, entre otros.

Frente a todos ellos, el Peugeot 308 SW destaca por su maletero, por su buena habitabilidad, por su comportamiento y por su elevado equipamiento. No obstante, analicemos cada uno de los apartados.
Lo primero que te conviene saber es que el Peugeot 308 SW es la primera generación de este compacto familiar. Siguiendo con las medidas, comprobamos que el Peugeot mide 4,58 metros de largo, 1,80 metros de ancho y 1,47 metros de alto. Con estas medidas, podemos afirmar que el Peugeot 308 SW es de los modelos más largos de su categoría. Tiene mayor longitud, por ejemplo, que el Seat León ST u Honda Civic Tourer, entre otros.

Respecto al 5 puertas, este SW ha crecido en 33 centímetros. De esta cifra, 11 centímetros han ido a parar a la batalla. De ahí que su distancia entre ejes o batalla (con 2,73 metros) es de las más amplias del segmento. De hecho, muchos de sus rivales presentan una batalla con cerca de 10 centímetros menos.

Todo ello se traduce en un espacio interior notable. Sobre todo en las plazas traseras. Por ejemplo, la anchura trasera mide 137 centímetros (una cifra sobresaliente) y la distancia libre al techo de los ocupantes traseros es de 94 centímetros, una cifra también buena. Donde quizás existan más pegas es en la distancia para las piernas de los ocupantes traseros. Entre otras razones porque el Peugeot 308 SW cuenta con un volante muy pequeño que, al final, hace que retrases la posición del asiento y dejes poco espacio a la persona que vaya justo detrás de ti.

Este aspecto, el i-Cockpit, es uno de los aspectos más criticables al Peugeot 308 SW. Si bien es verdad que desde aquí hay que aplaudir que Peugeot quiera transformar las cosas y evolucionar desde aquí pensamos que no está al 100% bien resuelto este volante. Resulta que el volante es muy pequeño, lo que aporta mayor agilidad y buena maniobrabilidad. Sin embargo, como es pequeño al final tienes que retrasar el asiento para sentirte cómodo. Y a ello hay que sumar que a pesar de todo se sigue sin ver del todo el velocímetro…. algo muy criticable.

Respecto al maletero, este presenta 610 litros de capacidad, lo que le convierte en uno de los mejores maleteros del segmento. No es el espacio de carga más grande de la categoría, ya que este honor le corresponde al Honda Civic Tourer con 624 litros, pero sí es de los más grandes.

Este gran maletero se ha logrado gracias a las amplias medidas del coche, pero también a soluciones como la de esconder el depósito de combustible, con una capacidad de 54 litros, bajo el suelo de la carga.

A ello hay que añadir que el maletero tiene una buena altura hasta el techo (84 centímetros en total) y una buena longitud máxima. De hecho, si se abaten los respaldos de los asientos traseros podremos transportar objetos de hasta más de 2 metros de largo, algo inédito en la categoría. Además, si los respaldos se abaten la capacidad del maletero aumenta hasta los 1.660 litros.

Respecto a los motores existen siete variantes, dos de gasolina y cinco diésel. Las de gasolina incorporan el 1.2 PureTech de 130 CV y el 1.6 THP de 2045 CV. Los diésel son el 1.6 e-HDI de 92 CV, el 1.6 e-HDI de 115 CV, el 1.6 BlueHDI de 120 CV, el 2.0 BueHDI de 150 CV y el 2.0 BlueHDI GT de 180 CV.

De todos ellos el más recomendable es el 1.6 e-HDI de 115 CV. Este motor diésel, de cuatro cilindros y 1.560 centímetros, destaca por su suavidad. Además, sorprende su sistema de start/stop porque apenas se aprecia cuando se apaga y se enciende el motor. A ello hay que sumar su eficiencia. La media oficial se sitúa en los 3,8 litros cada 100 kilómetros y el gasto real asciende hasta los 5,3 litros, una cifra más que razonable si tenemos en cuenta que este coche supera los 4,5 metros de largo y los 1.200 kilos de peso.

Y, además de eficiente, el Peugeot 308 también se caracteriza por su dinamismo. Se trata de un coche con cierto carácter. La dirección, por ejemplo, es bastante directa; el chasis se comporta perfectamente y las suspensiones absorben las irregularidades de la carretera sin que la carrocería adolezca de grandes movimientos.

En cuanto al equipamiento, la versión de entrada Acces incorpora airbags delanteros, aire acondicionado, bluetooth, ordenador de a bordo, luces de día con leds, avisados de baja presión de los neumáticos, etc. Para incorporar las llantas, el sensor de aparcamiento o el control y limitador de velocidad hay que subir un escalón y optar por el acabado Active. Y por último tenemos el Allure y el GT, como acabados más altos.

Uno de los elementos más interesantes de este Peugeot es la enorme pantalla central de 9,7 pulgadas. Es táctil y mediante esta pantalla accedes a todos los menús del vehículo. Esto puede ser traer detractores y gente a favor. Unos dirán que es poco intuitivo pero otros dirán que es más moderno y tecnológico.

A favor

Enorme capacidad del maletero, buen comportamiento, amplio equipamiento, buenas calidades.

En contra

La posición del volante necesita cierta adaptación, precio algo elevado.

Opinión de medios expertos

7,5

/10
Cocheando analiza diariamente lo que se publica acerca de este coche en revistas, diarios y webs para recoger aquí las principales conclusiones. La puntuación final es la nota media de las publicaciones analizadas.
Cocheando

Cocheando

por Cocheando -

Este Peugeot 308 SW es uno de los mejores compactos familiares que existen en el mercado. La segunda generación de este 'station wagon' se caracteriza por su buena habitabilidad, excelente maletero, motores eficientes y unos buenos acabados. Además, es uno de los coches de su categoría con mayor tecnología y su comportamiento es muy bueno. En definitiva, un coche a tener en cuenta si lo que se busca es un familiar de tamaño medio y precio razonable.