2ª mano
2ª mano
2ª mano
2ª mano
2ª mano
2ª mano
2ª mano
2ª mano
6,24 10 1
Longitud: 4,59 metros Maletero: 500 litros

Desde principios de 2013, Fiat comercializa un nuevo Linea. Se trata de una puesta al día del Linea lanzado en 2007. Entre los cambios introducidos destaca un nuevo diseño, un mayor equipamiento y la llegada de mecánicas mejoradas para ser más eficientes.

#Posición nº33 de 40 
en Berlinas medias
#Posición nº776 de 832 
en Cocheando

Fiat Linea | 2013

Fiat Linea 2013

A favor

Maletero muy amplio y precio competitivo.

En contra

Diseño poco atractivo, calidades justas.

Desde principios de 2013, Fiat comercializa un nuevo Linea. Se trata de una puesta al día del Linea lanzado en 2007. Entre los cambios introducidos destaca un nuevo diseño, un mayor equipamiento y la llegada de mecánicas mejoradas para ser más eficientes.

Sin embargo, este Fiat Linea de 2013 ha durado poco en los concesionarios. En concreto hablamos sólo de dos años, ya que desde 2016 Fiat lo ha sustituido por el Tipo. Desde entonces, este Linea sólo está disponible como segunda mano.

No obstante, aquí vamos a describir los aspectos más importantes del Fiat Linea, un modelo que puede ser una alternativa interesante si se busca un coche de segunda mano con cierta habitabilidad, un buen maletero y una configuración de tres volúmenes.

Comenzando por el diseño, el Linea recibe ahora un nuevo frontal con un renovado paragolpes que le permite crecer algunos centímetros más. A ello se suma una parrilla rediseñada, nuevos grupos ópticos, rediseñados faros antiniebla y un nuevo catálogo de llantas y colores de la carrocería. El interior también se ha modificado su aspecto con un nuevo cuadro de instrumentos con un diseño más novedoso. Además, también se han introducido nuevas tecnologías como es el caso del sistema Blue&Me que interpreta el modo de conducción del conductor.

Respecto a los motores, Fiat ha reducido la gama para dejar sólo el 1.3 Multijet de 95 CV. Se trata de un propulsor equipado con el filtro de partículas y el sistema start/stop, avances que permiten disminuir el consumo medio oficial hasta los 4,9 litros. A ello se suma un equipamiento de serie bastante completo, con aire acondicionado y llantas de 16 pulgadas.

Uno de los aspectos más llamativos del Linea es su diseño. Pese a que se trata de una berlina de tres volúmenes y cuatro puertas, desde aquí reconocemos que tiene una cierta estética. Esto se debe a que ha sido diseñada en el centro de estilo de Fiat y que los genes italianos predominan en su diseño.

Comenzando por su plataforma, el Linea incorpora una estructura pequeña que comparten tanto Fiat como Opel. Hablamos de la ‘GM Fiat Small platform’, una estructura que originalmente se ha utilizado en el Fiat Grande Punto y Opel Corsa y que se ha estirado convenientemente para poder usarse en el Fiat Linea y en el Opel Meriva, entre otros modelos.

Siguiendo por el apartado de dimensiones, podemos comprobar que el Fiat Linea tiene una longitud de 4,59 metros, una anchura de 1,73 metros y una altura de 1,49 metros. Su distancia entre ejes es de 2,60 metros. Con estas dimensiones podemos afirmar que el Fiat Linea entra a competir directamente en la categoría de berlinas pequeñas. Un segmento donde tiene que luchar con rivales como: el Ford Focus Sedán, Hyundai Elantra, Mazda3 SportSedan, Renault Fluence, Seat Toledo, Skoda Rapid, Suzuki Kizashi, Toyota Prius y Volvo S40, entre otros.

Eso sí, en realidad los competidores más directos son el Citroën C-Elysée, el Dacia Logan, el Renault Fluence y el Skoda Rapid, entre otros.

Frente a todos ellos, podemos decir que el Fiat Linea presenta unas dimensiones generosas. De hecho, tan sólo le superan el Suzuki Kizashi (con 4,65 metros), el Volkswagen Jetta (con 4,65 metros), el Renault Fluence (con 4,61 metros) y el Mazda3 SportSedan (4,58 metros).

El resto de modelos son más pequeños: Hyundai Elantra (4,55 metros), Ford Focus Sedán (4,48 metros), Toyota Prius (4,48 metros), Citroën C-Elysée (4,42 metros) y Dacia Logan (4,34 metros), entre otros.

Por otra parte, aunque presenta unas dimensiones exteriores generosas, el Fiat Linea es un coche pequeño por dentro. Entre otras cosas porque es un modelo muy estrecho. Delante sólo cuenta con 133 centímetros y detrás dispone de 132 centímetros. Ambas medidas son pequeñas ya que muchos modelos superan los 140 centímetros. A ello hay que sumar que la distancia libre al techo es justa, sobre todo en las plazas traseras. Los 86 centímetros ofertados es la cifra más baja de todo el segmento. Esto significa que los ocupantes más altos rozarán con sus cabezas en el techo.

Por el contrario el maletero es generoso. Con sus 500 litros tan sólo le ganan el Seat Toledo y el Skoda Rapid (con 550 litros, el Volkswagen Jetta (con 510 litros) y el Dacia Logan (510 litros). El resto de modelos presentan una menor capacidad de carga: Toyota Prius (502 litros), Hyundai Elantra (485 litros), Suzuki Kizashi (461 litros), Chevrolet Cruze (445 litros) y Mazda3 SportSedan (419 litros), entre otros.

Diseño 5
Espacio, interior y maletero 7
Motor, cambio y prestaciones 6
Consumo y ecología 8
Confort y terminación 5
Equipamiento en seguridad y tecnología 6
Diversión al volante 5
Precio 8