Precios de coches nuevos

BMW X6 2020

Próximo modelo
0.0 10
Puntúa
este coche
array(9) {
  ["rank_punt"]=>
  string(1) "-"
  ["rank_prec"]=>
  string(1) "-"
  ["rank_eco"]=>
  string(1) "-"
  ["rank_vent"]=>
  string(1) "-"
  ["rank_seg"]=>
  string(1) "-"
  ["rank_tam"]=>
  string(1) "-"
  ["rank_mal"]=>
  string(1) "-"
  ["ranking_url"]=>
  string(47) "https://www.cocheando.es/ranking-de-coches.html"
  ["url"]=>
  string(49) "https://www.cocheando.es/segmento/suv-muy-grandes"
}
Puntúa
este coche
Distintivo ambiental (Etiqueta DGT)
Tipo de coche
SUV muy grandes
Tamaño
Superior
Largo/ancho/alto
4,9/2/1,7 metros
Maletero
580 l.

A favor

Diseño atractivo, comportamiento dinámico.

En contra

Precio elevado, mucho equipamiento opcional

Desde noviembre de 2019 BMW comercializa la tercera generación del BMW X6, el SUV Coupé más grande de su gama. Este modelo es completamente nuevo y toma el relevo de la segunda generación, que salió al mercado en 2014.

Puesto que es un modelo nuevo las dimensiones del X6 cambian notablemente debido a su nueva plataforma. Crece dos centímetros hasta los 4,94 metros de longitud, gana 1,5 cm en anchura hasta un total de 2 metros y su techo es ligeramente más bajo, alcanza el 1,70 m. La batalla también se ha incrementado en cuatro centímetros y ahora las ruedas están separadas 2,98 m.

Este modelo se produce de manera íntegra en la planta del Grupo BMW en Spartanburg, EE.UU. Según la marca alemana el X6 fue el fundador de los SUV coupé, la primera generación salía al mercado en 2008 imponiendo un concepto poco habitual en la época.

El BMW X6 rivaliza directamente contra el Audi Q8, el Mercedes-Benz GLE Coupé y el Porsche Cayenne Coupé. El BMW X6 se coloca en una posición intermedia en lo que a tamaño se refiere, con 4,94 metros de longitud está por encima del GLE Coupé (4,90 m), pero por debajo del Q8 (4,99 m).

El lenguaje de diseño del X6 cambia bastante y adopta muchas de las novedades que ya se incorporaron en la segunda generación del X4, presentada en 2018. Destaca una parrilla más grande que se puede iluminar opcionalmente, así como nuevas ópticas tanto delanteras como traseras.

Las formas también varían, sobre todo en una zaga mucho más musculosa, con unas salidas de aire laterales muy marcadas y un curioso spoiler. La placa de matrícula ya no se aloja en el portón de maletero, si no que baja hasta la zona del paragolpes.

El interior también es nuevo, encontramos una disposición muy similar a la que estrenó el BMW X5 y más recientemente también ha adquirido el gran BMW X7. Se trata de un salpicadero con una pantalla de 12,3 pulgadas e instrumentación digital.

El maletero no varía su capacidad, ofrece 580 litros, una cifra generosa pero quizás algo justa para un coche de estas dimensiones, todos sus rivales ofrecen un poco más de volumen de carga.

La gama de propulsores de este BMW X6 está compuesta por cuatro motores, dos diésel de seis cilindros, un gasolina con la misma distribución y un potente V8 también de gasolina.

El diésel de entrada se denomina xDrive30d y ofrece una potencia de 265 CV, por encima tiene el M50d que alcanza los 400 CV con el mismo número de cilindros. En gasolina nos encontramos con el 40i de 340 CV y el todo poderoso M50i de 530 CV.

Todos los motores se asocian a la caja ‘Steptronic’ de 8 velocidades, se trata de un cambio automático de convertidor de par que ofrece uno de los mejores rendimientos en el mercado. El sistema de tracción total xDrive se incorpora de serie, envía potencia a las ruedas traseras en condiciones normales, cuando pierde adherencia reenvía par también a las delanteras.

Las versiones menos potentes x40i y x40d pueden incorporar un programa ‘off road’ con modos de tracción especiales para nieve, tierra, gravilla o rocas. Los modelos M50i y M50d cuentan con un diferencial trasero autoblocante y un escape deportivo de serie.

La suspensión de serie está compuesta por amortiguadores de dureza variable, de manera opcional se puede equipar un sistema más deportivo con barras estabilizadoras activas y otro neumático que busca primar el confort de rodadura.

También puede contar de manera opcional con dirección activa en el eje trasero, lo que mejora consigue un radio de giro más ajustado y una mayor precisión de la dirección a altas velocidades, este sistema se asocia siempre con la suspensión de barras estabilizadoras activas.

A nivel de asistentes a la conducción encontramos los últimos sistemas, destacamos el control de crucero adaptativo con control de la dirección, es uno de los más precisos del mercado a la hora de mantener por sí solo el vehículo dentro del carril. La mayoría de estos sistemas son opcionales.

A favor

Diseño atractivo, comportamiento dinámico.

En contra

Precio elevado, mucho equipamiento opcional